Banner QSVTV

 

 

   La paz sin honor no es paz, es rendición.

 
Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters

        

  Image hosting by Photobucket

    Escribeme

   
 

   Prensa Digital 
Apycom Java Applets
Links solidarios
Apycom Java Applets

Links 

Apycom Java Applets
Otras  bitácoras
Archivos




2.6.07

 

La fábrica certifica que la Goma 2 EC no incluye nitroglicerina desde el 92

 

02-06-07



SE DESMORONA LA ULTIMA TEORIA ALTERNATIVA AL TITADYN

La fábrica certifica que la Goma 2 EC no incluye nitroglicerina desde el 92


La empresa Maxam, antigua Unión Española de Explosivos, comunica al tribunal del 11-M que hace ya 15 años que esa dinamita no contiene el componente detectado en uno de los focos de los trenes

MANUEL MARRACO /

MADRID.- La Goma 2 EC no pudo contaminar de nitroglicerina los vestigios del 11-M. La Goma 2 EC no pudo formar parte de las mochilas bomba y explicar de esta manera la aparición de esa sustancia. Si los islamistas emplearon Goma 2 EC, sigue sin aclararse por qué se detectó nitroglicerina en uno de los focos.


Así se desprende de un comunicado remitido al tribunal del 11-M por la empresa Maxam, antigua Unión Española de Explosivos, fabricante de la Goma 2 EC, en el que explica que la última vez que esta dinamita se fabricó con nitroglicerina fue hace más de 15 años, el 31 de marzo de 1992. Es decir, 12 años antes de que Jamal Ahmidan, El Chino, y otros dos suicidas de Leganés viajaran a Asturias para conseguir el explosivo que supuestamente estalló en los trenes.

(.../...)

La nitroglicerina es, junto al DNT, una de las dos sustancias ajenas a la Goma 2 ECO que han sido detectadas en la muestra de los focos que mejor se ha conservado, correspondiente a una de las explosiones de El Pozo.

Descartada la Goma 2 EC, sólo queda el Titadyn como explosivo que cuenta con ambos componentes. Que la Goma 2 EC se caiga de la lista de candidatos a contaminar los restos de explosivo del 11-M supone cerrar algunas de las vías empleadas hasta ahora para explicar la aparición de esta sustancia en los focos de los trenes sin necesidad de recurrir al explosivo habitual de ETA.

Por ejemplo, que los islamistas, junto a la ECO, también se llevaron de Mina Conchita algunos cartuchos de EC, propina de Emilio Suárez Trashorras. Éstos podrían haber formado parte de algunas de las bolsas o haber entrado en contacto con otros cartuchos de ECO -como mantienen algunas acusaciones-, y de ahí los pequeños restos de nitroglicerina.

Con los datos del fabricante, eso podría explicar el DNT, pero no la nitroglicerina. Además, la información remitida al tribunal concuerda con el resultado de los análisis del explosivo encontrado por la Guardia Civil en Mina Conchita después de la masacre.

En el análisis de los cartuchos de Goma 2 EC abandonados no había nitroglicerina, pese a que el informe enviado a la Audiencia Nacional parecía indicar lo contrario. Según explicó el autor del informe, el hecho de que en una de las pruebas apareciera nitroglicerina se debía únicamente a que el aparato no tenía en su base de datos el nitroglicol y por defecto leyó nitroglicerina. Los análisis posteriores lo confirmaron: en Mina Conchita no había nitroglicerina.

Otro camino que se cierra es el de la contaminación en fábrica. Durante su comparecencia, el perito Alfonso Vega informó al tribunal de que, según le había comunicado la empresa, durante un periodo de tiempo se había empleado la misma máquina mezcladora para fabricar tanto Goma 2 ECO como EC. Para mantener esta posibilidad, sería necesario que restos de nitroglicerina hubieran resistido una década en la mezcladora.

La empresa se puso en contacto con la Audiencia Nacional el pasado martes, después de que el jefe de la pericia, Alfonso Vega, les pidiera aclaraciones sobre los componentes de la Goma 2 EC.

La llamada del miembro de la policía científica se produjo después de que el tribunal que juzga los atentados del 11 de Marzo se diera cuenta de que ni los peritos de la Policía ni los de la Guardia Civil le podían aclarar si la nitroglicerina era componente de la Goma 2 EC. Lo único que pudo explicar el jefe de la pericia fue que, según sus datos, esta dinamita podía contener tanto esa sustancia como el nitroglicol.

Fabricación en Burgos

Según informó la empresa, «la última fecha de fabricación de Goma 2 EC con mezclas de nitroglicerina/nitroglicol (que oscilaban entre 75/25 a 50/50 aproximadamente en función de la época del año) fue el 31-03-92». En esa fecha, explica Maxam, se cerró la línea de fabricación de dinamitas que la empresa tenía en Manjoya (Asturias). «Desde la citada fecha del 31-03-92 hasta el cese de sus fabricación definitiva en enero de 2002, la Goma 2 EC se fabricó en Páramo de Masa (Burgos), utilizándose exclusivamente en su producción nitroglicol», añade el informe enviado al tribunal.

La vía que queda abierta para sostener que en los trenes sólo estalló Goma 2 ECO es la de la contaminación ambiental. Es decir, que con el paso del tiempo las partículas de DNT y nitroglicerina contenidas en otros explosivos -Titadyn- acabasen alcanzando el armario donde los Tedax guardaban los vestigios del 11-M.

Según explicó la perito responsable de su custodia, éstos se encontraban dentro de una bolsa, dentro de un sobre, dentro de otra bolsa, dentro de una caja, dentro de una tercera bolsa y dentro de un armario. «¿Pudieron contaminarse?», le preguntaron a la química. «Yo lo guardé así para que no sucediera», respondió.

Los cuatro peritos propuestos por las partes resaltaron que en ensayos posteriores no habían logrado que la Goma 2 ECO pura se contaminase de esa manera, ni con DNT ni con nitroglicerina.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

«REMATADA» LA VERSION OFICIAL, YASOLO QUEDA LA TESIS DEL TITADYN

 

02-06-07



Editorial

«REMATADA» LA VERSION OFICIAL, YASOLO QUEDA LA TESIS DEL TITADYN


Lo que ha ocurrido en el corto periodo de tiempo de esta semana sirve de perfecto paradigma de cómo la Policía y la Fiscalía han intentado manipular la investigación del 11-M desde sus comienzos.

El pasado lunes, uno de los diarios utilizados habitualmente para intoxicar a la opinión pública anunció de forma triunfal «el remate de la teoría de la conspiración». El titular de primera página estaba construido sobre un informe en el que se aseguraba que los técnicos de la Guardia Civil habían encontrado nitroglicerina en los cartuchos de Goma 2 ECO, recogidos en Mina Conchita después de los atentados del 11-M. Ello venía a explicar por qué se había detectado este componente en el análisis de uno de los restos de los focos de los trenes: la nitroglicerina estaba ya en los explosivos sustraídos de la mina.

La sensacional historia que «remataba» la teoría de la conspiración sólo duró unas pocas horas porque los propios peritos de la Guardia Civil explicaron en el juicio que habían realizado una prueba muy imprecisa y que, en realidad, se había llamado nitroglicerina a lo que era nitroglicol.

Por lo tanto, la situación volvía a ser la de antes y las preguntas seguían siendo las mismas: ¿de dónde habían salido la nitroglicerina hallada en el resto del foco de la estación de El Pozo, el único no lavado en el laboratorio de los Tedax con agua y acetona, y el DNT que ha aparecido en los demás focos? Ni uno ni otro forman parte de la Goma 2 ECO, el explosivo que estalló en los trenes, según la versión del juez instructor, del Gobierno y de la fiscal Olga Sánchez.

Dos teorías incompatibles

Los atónitos asistentes al juicio y un más atónito tribunal pudieron escuchar cómo simultáneamente los apóstoles de la versión oficial defendían dos teorías absolutamente incompatibles.

Alfonso Vega, jefe de los peritos de la Policía Científica, con la sonrojante complicidad de la Fiscalía, se aferraba a la inverosímil teoría de «las moléculas voladoras», consistente en que los restos guardados en un armario y en bolsas herméticas se habían contaminado en el propio almacén de los Tedax.

Otros letrados de la acusación más gubernamental sostenían, por el contrario, la teoría de la mezcla de los explosivos Goma 2 EC y Goma 2 ECO en Mina Cochita para explicar la presencia de esa nitroglicerina.

Sin embargo, muy pronto la hipótesis de Alfonso Vega y la Policía Científica quedaba literalmente triturada por la perito de los Tedax que guardó las muestras, cuando explicó al tribunal que esos restos habían sido introducidos en bolsas impermeables, que estaban guardadas en sobres. Los sobres estaban metidos en una caja y esa caja dentro de un armario. ¿Cómo pudieron las particulas perforar todas esas barreras para infiltrarse en los restos? Sencillamente es imposible. Lo que quedó en evidencia es que la teoría del perito Alfonso Vega era una patraña insostenible desde el punto de vista científico.

La otra alternativa era más verosímil y mucho más difícil de rebatir como hipótesis: la mezcla de los explosivos en la mina asturiana o la utilización en los atentados de una combinación de Goma 2 EC y Goma 2 ECO.

De hecho, los abogados de la asociación de víctimas de Pilar Manjón celebraron como si fueran forofos que acaban de ver marcar un gol a su equipo el momento en el que -a partir de un folleto del fabricante del año 1999 que incluía al enumerar los componentes la expresión «nitroglicerina/nitroglicol»- todos los peritos admitieron que la Goma 2 EC podía contener una u otra sustancia.

Asunto resuelto: la Goma 2 EC de Mina Conchita era de la que llevaba nitroglicerina.

La euforia se esfuma

Bien poco ha durado su alegría. La nota enviada a requerimiento del propio Vega el pasado 29 de mayo por Maxam, fabricante de los explosivos, descarta totalmente esta hipótesis al señalar de forma taxativa que la Goma 2 EC dejó de producirse con nitroglicerina en marzo de 1992; o sea, hace más de 15 años.

Dado que los explosivos se robaron de Mina Conchita unas semanas antes del 11-M, según consta en el sumario, es imposible que los ladrones encontraran allí cartuchos con nitroglicerina por la evidente razón de que la Goma 2 EC no contenía esa sustancia desde 1992 y de que la Goma 2 ECO jamás la ha tenido.

La nota de Maxam sí que «remata» definitivamente la versión oficial de que lo que estalló en los trenes fue Goma 2 ECO o una mezcla de este explosivo con Goma 2 EC.

Descartada empíricamente la contaminación en la fábrica de Páramo de Masa, descartada por disparatada la teoría de la contaminación en el laboratorio de los Tedax y descartada la posibilidad de una mezcla, sólo nos queda una única alternativa: que lo que estalló en los trenes fue Titadyn, una dinamita que sí contiene nitroglicerina y DNT, dos sustancias que han aparecido en los análisis de los restos de los explosivos.

Guste o no, incomode a quien incomode, todo indica que lo que estalló en los trenes del 11-M -desde luego en la estación de El Pozo- fue, como sostienen los cuatro peritos independientes, Titadyn. Es decir, el explosivo habitual de ETA.

Etiquetas: , ,



Lea mas

 

La Fiscalía mantiene la acusación contra Rabei Osman 'El Egipcio'

 


02-06-07



JUICIO POR UNA MASACRE / La petición de penas

La Fiscalía mantiene la acusación contra Rabei Osman 'El Egipcio'


Sin embargo, ya no considera a Rafá Zouhier y Otman Gnaoui simples colaboradores de una organización terrorista, sino autores de la masacre

MANUEL MARRACO

MADRID.- La Fiscalía de la Audiencia Nacional mantendrá la acusación contra Rabei Osman Sayed El Egipcio como autor intelectual de los atentados del 11 de Marzo, a pesar de la nueva versión de las conversaciones interceptadas en Italia que el pasado miércoles escuchó el tribunal.

La cara de estupefacción con la que la fiscal Olga Sánchez recibió las contundentes palabras de los traductores -«No hemos escuchado la frase 'el hilo de Madrid es mío'»- no ha tenido efecto sobre la acusación. Junto a Hassan Haski y Yusef Belhadj, a El Egipcio se le considera autor por inducción de los 191 asesinatos del 11 de Marzo. Según la traducción de los intérpretes del tribunal, Rabei Osman sí dijo estar «al tanto» de que se iba atentar en la capital de España, pero no llegó a conocer los detalles.

(.../...)

El escrito que el Ministerio Público presentará este lunes ante el tribunal sí modifica sustancialmente otros apartados del que presentó en noviembre del año pasado, tanto para aumentar algunas peticiones de pena como para reducir otras.

Lo más relevante del acuerdo alcanzado con otras acusaciones es el cambio de categoría para Rafá Zouhier y Otman Gnaoui. Ambos llegaron a juicio acusados de colaborar y pertenecer, respectivamente, a una organización terrorista, y ahora la Fiscalía los considera también autores de la masacre.

Se extiende para ellos lo que se aplicó desde el principio a Emilio Suárez Trashorras. Su intervención en la obtención del explosivo es suficiente para considerarles colaboradores necesarios de la masacre, por lo que, de acuerdo con el Código Penal, se les debe considerar como autores. Como en el caso del ex minero, eso supone decenas de miles de años de prisión.

La cara opuesta la ocupa de manera estelar el sirio Basel Ghalyoun. La Fiscalía ha desistido, finalmente, de considerarle autor material de la masacre, un papel que el propio juez Juan del Olmo nunca le llegó a atribuir.

El fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Javier Zaragoza, asistió de primera mano -él interrogaba- a la rectificación de la única testigo que le había situado en los trenes. «No era él, seguro». Así pues, Ghalyoun se queda como miembro de la organización, pero no como asesino.

Tampoco salió mal parado de los reconocimientos el acusado Abdelmajid Bouchar. Sin embargo, la Fiscalía considera que existe tal cantidad de pruebas sobre su pertenencia al núcleo duro de la célula, el que se suicidó en un piso de Leganés, que mantendrá contra él la acusación como autor de los atentados.

Lo mismo sucede con Jamal Zougam. Pese a las contradicciones en algunos de los reconocimientos, la Fiscalía cree que ha quedado demostrado que sí estuvo en los trenes.

Además, está previsto retirar la acusación contra uno de los sobrinos de Yusef Belhadj, Brahim Moussaten, al considerar que no estaba al tanto de las actividades de su tío. También la que pesaba contra uno de los nueve asturianos encausados, Javier González Díaz, El Dinamita.

Asimismo, la Fiscalía ha acordado rebajar las condenas que solicitaba para los asturianos Iván Granados, Iván Reis y Sergio Alvarez.

Peor suerte corre, sin embargo, la ex mujer del minero Emilio Suárez Trashorras, Carmen Toro, para quien el Ministerio Público prevé elevar la petición de pena de cuatro a seis años de prisión por un delito de suministro de sustancias explosivas.

Tanto para su hermano Antonio Toro como para su ex marido, el Ministerio Público mantiene la acusación de formar parte de una asociación ilícita. Para justificar esta decisión, ha tenido en cuenta las condenas por la operación Pípol, que reflejan que no se trató de un único acto de compraventa de explosivos.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Manjón no considera autor a Ghalyoun

 


02-06-07



Manjón no considera autor a Ghalyoun


MADRID.- La Asociación 11-M Afectados por el Terrorismo, presidida por Pilar Manjón, tiene previsto retirar la acusación como autor material de los atentados de Madrid contra Basel Ghalyoun y mantener únicamente el delito de pertenencia a organización terrorista, lo que supondría un descenso en la petición de condena de los 38.654 años actuales a únicamente 12, informaron a Europa Press fuentes de la asociación.

La asociación, personada como acusación popular en el juicio, introducirá esta variación en su calificación definitiva que expondrá el lunes ante la sala junto al resto de acusaciones populares, particulares y la propia Fiscalía, que será la primera en intervenir. La solicitud provisional de pena del Ministerio Fiscal acusaba a Ghalyoun de 191 asesinatos terroristas, 1.824 asesinatos terroristas en grado de tentativa, cuatro estragos terroristas y pertenencia a banda armada, delitos por los que pedían una pena de casi 39.000 años. La única testigo que situó a Ghalyoun en uno de los trenes de cercanías en los que se produjeron las explosiones varió ante el tribunal su declaración y especificó que la persona que vio la mañana del 11-M fue al huido Daoud Ouhnane.


(.../...)

Otra de las variaciones introducidas por esta acusación popular es la previsible retirada del delito de asociación ilícita en el caso del vigilante de Mina Conchita Emilio Llano, que pasaría de los 11 años pedidos actualmente a ocho, y del minero Raúl González Peláez, 'Rulo', que bajaría de 22 a 19 años.

Además, retirarán, al igual que prevé realizar el resto de acusaciones particulares y populares, la acusación contra uno de los hermanos Moussaten -Brahim- y sustituirán en el caso del otro -Mohamed- el delito de integración en organización terrorista por el de colaboración con banda armada. Por otra parte, fuentes de la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M informaron a Europa Press que tienen previsto doblar el lunes su actual solicitud de pena para la ex mujer de José Emilio Suárez Trashorras, Carmen Toro, que pasará de cuatro a ocho años de prisión.

Etiquetas: ,



Lea mas

1.6.07

 

El reflejo de Pavlov

 

12-04-07



A SANGRE FRIA

El reflejo de Pavlov


DAVID GISTAU

Por más que España estuviera señalada por una doble amenaza de Al Qaeda -la genérica contra Occidente y la más concreta contra la terna de Azores-, un reflejo casi pavloviano obligó a políticos, policías, periodistas e incluso parroquianos del bar de la esquina a pronunciar la palabra «ETA» en la primera hora candente y caótica del 11-M. «Masacre de ETA en Madrid» fue el titular, todavía espontáneo, de la edición matinal improvisada por el diario El País antes de que se organizara una campaña de agit-prop que, como el niño de El sexto sentido, en ocasiones veía muertos -suicidas- donde para los demás no los había ni los hubo jamás.

Los que entonces eran comisario general de Información -De la Morena- y subdirector general operativo -Díaz-Pintado- detallaron ayer el proceso embrionario de la investigación tal y como se vivió en las altas esferas, cuando al dolor y el pasmo de la tragedia se agregó una inaudita presión política motivada por la inminencia de las elecciones que exigía respuestas con una urgencia ajena a la lógica del plazo mínimo de reacción. Había que resolver en apenas unas horas lo que después de tres años aún concede espacio para la elucubración y el misterio, y ello en un ambiente de emergencia nacional y bajo el acoso implacable de un aparato propagandístico dispuesto incluso a azuzar a las gentes conmocionadas mediante la campaña del «Pásalo». Un mal día para dejar de fumar.
(.../...)

Tanto en el horrible paisaje de devastación de Atocha, como en el despacho del ministerio del Interior donde se encerraron para calibrar los datos incipientes, también los miembros de la cúpula de Seguridad pronunciaron la palabra «ETA» como hipótesis de trabajo. En ese momento tan confuso, la autoría vasca estaba avalada, aparte de por Pavlov, por los siguientes elementos referidos por Díaz-Pintado: la «fijación» etarra con los trenes, demostrada por la mochila del Irún-Madrid intervenida en Chamartín; y las furgonetas de Calatayud y Cañaveras, en cuyo salpicadero fue hallado un mapa del corredor del Henares que parecía el boceto del 11-M. Por si esto fuera poco, Díaz-Pintado atendió durante 30 segundos una llamada telefónica en la que se le pasó una información que luego, dada por buena, argumentaría la difamación contra Acebes: Le comunicaron que en los trenes había explotado «Titadyn con cinturón detonante». La marca de ETA.

«¿Seguro?», preguntó el mando. «Seguro».

Resulta casi cómico imaginar a Díaz-Pintado y Díaz de Mera, a las 17.00 horas, intentado cada uno que sea el otro quien le diga al ministro que esa información fue rectificada y que se abría, sin descartar ninguna otra, una teoría islámica que si Acebes no se apuró en comunicar de forma oficial no fue porque mintiera, sino porque la discreción interesaba a las detenciones inminentes. Quién sabe de momento si el diagnóstico del Titadyn se enmendó porque se equivocó al confirmarla de manera demasiado prematura un tedax a quien apremiaban para que facilitara conclusiones cuanto antes. O si porque fue solapada por cálculo político aun siendo tan cierta que a Sánchez-Manzano aún se le escapó en la Comisión y recientes informes periciales realizados en los focos la han rescatado en cuanto a vigencia: acaso la fase pericial del juicio sirva por fin para determinar, tres años después, no unas horas, qué explotó en los trenes. Pero fueron Pavlov y ciertos datos objetivos, no la manipulación, lo que puso a ETA en boca de todos en aquella primera hora terrible.

Etiquetas: , ,



Lea mas

 

Un olvidadizo refuerza a los pecaminosos

 

11-04-07



ASI LO CUENTAN

Un olvidadizo refuerza a los pecaminosos


VICTOR DE LA SERNA

La reanudación del juicio del 11-M después del interludio pascual llegaba precedida por el imponente despliegue informativo de 'El País', que el pasado fin de semana puso al fin gran empeño informativo en contar algo propio. Pero no sobre el 11-M, sino sobre cómo EL MUNDO lleva tres años inventándose malignamente una historia falsa que contradice injustificada y pecaminosamente la versión oficial de los hechos.


Lo que sucede es que uno de los elementos fundamentales de las informaciones pecaminosas de EL MUNDO, que es el papel más que turbio de elementos policiales en Asturias, salía reforzado de la jornada del lunes con el testimonio del agente Víctor. El País lo resolvía airosamente: no consideraba dignas de figurar en ningún titular las confesiones del olvidadizo guardia civil, que ahora revela que un confidente ya le advertía en 2003 del tráfico de dinamita en Asturias. Había que ahondar hasta bien entrada la información de su cronista Pablo Ordaz para encontrarse con estas minucias: «Intentando tapar a la desesperada su ceguera con respecto a Zouhier, el agente llegó a telefonear a un jefe de la Guardia Civil en Asturias para que ocultara -o tal vez destruyera- una comunicación oficial en la que él mismo informaba de que Zouhier le había avisado en 2003 de que Antonio Toro -uno de los ahora procesados- estaba intentado vender 150 kilos de explosivos. Víctor quería taparla porque jamás se preocupó de aquello y la dinamita, aquella u otra pero puesta en circulación por las mismas manos, llegó trágicamente a Madrid».
(.../...)

¿Él no se preocupó? Pues al menos informó a la superioridad, ¿no? ¿Y no era esa superioridad la que debería haber hecho algo? (Versión bastante alambicada de lo mismo, en 'La Vanguardia': «Esa información, sin embargo, no fue procesada de forma útil y no se conoce que hubiera alguna investigación capaz de estorbar siquiera la preparación de los atentados»).

En 'ABC', tras muchos días de certidumbres, Germán Yanke se mostraba más circunspecto de lo habitual, al narrar las recuperaciones de memoria tras haberla perdido ante Del Olmo y/o el Congreso de los Diputados: «¿Por qué calló Mustafá? Por presiones familiares, dice. Por miedo, concluye. ¿Por qué lo hizo Víctor? Porque no lo recordó en ese momento o porque no se lo preguntaron. Ah, eso no, eso no se lo cree ni el presidente de la Sala. La omisión, dice el guardia, 'puede resultar rara'. Y tanto. ¿Por qué no dice, como Mustafá, que tenía miedo? Porque, la verdad, contarlo sería como aceptar que, entre informes y confidentes, entre muestras y amigos, da la impresión de que andaban más despistados de lo aceptable».

En la prensa también andan más despistados de lo aceptable.

Etiquetas: ,



Lea mas

31.5.07

 

Un jefe policial reconoce que Garzón investigó a los islamistas antes del 11-M

 

02-03-07



Juicio del 11-M / Día 9

Un jefe policial reconoce que Garzón investigó a los islamistas antes del 11-M


Un mando de la UCIE revela que los Tedax dijeron ya el día 12 que el explosivo venía de Mina Conchita

MANUEL MARRACO

MADRID.- De la identidad de los primeros sospechosos del 11-M los investigadores obtuvieron dos datos: que apuntaban a un atentado islamista y que el juzgado de Baltasar Garzón ya tenía datos sobre todos ellos. Así lo declaró ayer el primer responsable policial al comparecer como testigo en el juicio que se sigue en la sede de la Casa de Campo.

(.../...)


Ayer concluyó la fase de interrogatorios a los acusados de la masacre con las declaraciones del resto de los miembros de la 'trama asturiana', con lo que se estrecha aún más el círculo sobre el ex minero Trashorras. El lunes proseguirá la intervención ante el tribunal del principal experto policial en los atentados

En el momento de los atentados, J. S.M. era responsable del departamento del Magreb en la Unidad Central de Información Exterior (UCIE), especializada en terrorismo islamista. Ha sido, por tanto, el mejor conocedor de las investigaciones sobre la masacre.

Según explicó al tribunal, las detenciones de Jamal Zougam y sus compañeros de locutorio les condujeron a unas reuniones islamistas y éstas, a su vez, a muchos «viejos conocidos», ya encuadrados en tres investigaciones judiciales diferentes. Eran el grupo de Lavapiés, relacionado con la desarticulación de la célula de Abu Dahdah; el grupo de Madrid o de Maimouni, relacionado con el sumario de Casablanca; y el grupo de El Egipcio, investigado en las diligencias previas 53/02.

La fiscal Olga Sánchez insistió: «¿Esas tres investigaciones que acaba de mencionar con número del juzgado, ¿eran del Juzgado Central número 5 las tres?». «Sí, las tres estaban en el Central 5».

Esas reuniones incluían a miembros de los tres grupos, entre los que destacaba Serhane Abdelmajid Fakhet, El Tunecino, fallecido en Leganés y supuesto líder ideológico del grupo. Era el mejor el ejemplo de ese control judicial, puesto que estaba siendo seguido en las tres investigaciones judiciales mencionadas y procedía del grupo de Abu Dahdah. «Se nos dice que lleva la voz cantante, que tiene una ascendencia clara sobre el resto...», explicó el inspector jefe.

Varias preguntas de la fiscal Olga Sánchez iban encaminadas a saber cuándo resultó definitiva la pista islamista. Según declaró el inspector jefe, «el primer indicio serio» no llegó hasta las el sábado 13 de marzo por la tarde, con las primeras detenciones en el locutorio de Lavapiés. A partir de entonces, la UCIE se hizo cargo del peso de la investigación. Pese a todo, «aún no había certeza de que se tratase de un atentado de corte islamista».

Aclaró que el 11 de Marzo, pese a la cinta religiosa hallada en la furgoneta -«de uso común»- y la reivindicación islamista en un diario londinense -demasiado genérica-, seguían «abiertas todas las líneas». «No hay nada determinante», dijo.

También declaró que en los primeros compases de la investigación tomó fuerza la pista de ETA. Sobre todo, por unos antecedentes nada remotos: el intento de atentado contra un intercity en Navidad y la caravana de la muerte interceptada dos semana antes. En este apartado del interrogatorio, la fiscal quiso saber cómo fueron los instantes inmediatamente posteriores al atentado en la sede de la UCIE. «Confusión», dijo el inspector jefe. «No había ningún indicio, antecedente, de que podía ocurrir aquello».

Confusión pese a que, según él mismo declaró minutos más tarde, en fechas próximas al atentado habían informado «directamente y por escrito» de que el nivel de alarma «era bastante crítico». La razón fundamental, el mensaje de Osama bin Laden del 18 de octubre de 2003, en el que se alentaba a los musulmanes a atentar en los países que participaban en la Guerra de Irak. Con mención expresa a España. A ello se sumaban tanto los datos que llegaban de la investigación sobre los atentados de Casablanca como los movimientos de las células de Al Qaeda en el norte de Africa y el sur de Europa.

La representante del Ministerio Público quiso saber a quién se informó de ese nivel de alerta. La respuesta fue prudente: «A la superioridad, no sé hasta dónde llegó».

Tampoco la siguiente pregunta fue inocente: «¿Dispusieron de más medios a partir de entonces?». El inspector jefe explicó que sí se aumentó el personal y se prestó más interés a sus investigaciones.

Durante el interrogatorio, el inspector jefe se refirió al relevante papel jugado por los Tedax en los primeros compases de la investigación. Fueron ellos, explicó, los que les informaron de que el explosivo de la mochila desctivada en Vallecas coincidía con el encontrado en la furgoneta aparcada junto a la estación de Alcalá de Henares.

Igualmente, los Tedax le mostraron en su sede la mochila de Vallecas. En este punto, el presidente del tribunal, Javier Gómez Bermúdez -en su única intervención en el interrogatorio- quiso que aclarara si había llegado a verla «antes» de su desactivación en el parque Azorín, la madrugada del día 12. «No», dijo, fue después, en las instalaciones del grupo de desactivación de explosivos.

Fue también la unidad entonces dirigida por Juan Jesús Sánchez Manzano la que les informó que el explosivo encontrado provenía de la empresa minera asturiana Caolines de Merillés, propietaria de Mina Conchita.

La declaración del policía llevó ayer a lo que parecía imposible: que Rafá Zouhier superase sus actuaciones anteriores dentro de la cabina blindada. Tras comprobar que el procesado había llegado a tumbarse en el suelo para intentar verle la cara al inspector jefe, el juez Gómez Bermúdez ordenó que cambiara su asiento por otro desde el que pudiera tenerle vigilado.

El interrogatorio de la Fiscalía proseguirá el próximo lunes, y previsiblemente se extenderá toda la jornada. Según explicó el propio inspector jefe antes de someterse a las preguntas, desde hace dos meses ha abandonado la UCIE para ejercer como analista en la Comisaría General de Información.

LA TRAMA ASTURIANA

RAUL GONZALEZ

«No he facilitado ni Goma 2 ECO, ni dinamita a nadie. Los mineros la cogían de ahí fuera. Cualquiera podía cogerla»

«Cuando sucedió esta tragedia, se empezó a tener más control. Los detonadores se llevaban a los polvorines»

IVAN GRANADOS

«Me preguntó [Trashorras] que si quería transportar explosivos en una bolsa y que no pasaría nada»

«Le dije que no tenía por qué hacer ningún viaje. Emilio dejó de hablarme y me apartó de su lado»

ANTONIO IVAN REIS

«Como no tenía el dinero, el moro me pegó, me quitó el móvil, se rió y me dio un euro para gominolas»

«Estoy fuera de todo esto. Estoy feliz, voy a tener otro hijo, pero si hay que pagarlo, se pagará, qué le voy a hacer»

EMILIO LLANO

«Si hubiera desaparecido una cantidad importante de explosivos, no se hubiera podido trabajar en la mina»

«Cuando se iban los trabajadores, sólo quedaban cuatro perros, unas veces sueltos y otras atados»

SERGIO ALVAREZ

«Nunca he hablado con moros. Soy cristiano»

«Me dijo que tuviera cuidado con la bolsa para que no me la robaran, pero no me dijo que tuviera ningún cuidado especial. Si no, no me hubiera sentado encima»

JAVIER GONZALEZ

«Lo que si sé es que fui a poner una denuncia en la comisaría de Avilés y no me hicieron ni puto caso»

«No le acompañé a la mina. Nunca vigilé y no sabía que se dedicaba a cambiar explosivos por droga»

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Los traductores desmontan la tesis de que 'El Egipcio' concibió el 11-M

 

31-05-07



JUICIO POR UNA MASACRE / La autoría intelectual, en entredicho / Día 44

Los traductores desmontan la tesis de que 'El Egipcio' concibió el 11-M


Frases clave que le atribuyó la policía italiana asumiendo la autoría intelectual de la masacre no figuran en las grabaciones, según los peritos del tribunal

MANUEL MARRACO

MADRID.- A las 21.45 horas del 26 de mayo de 2004, El Egipcio le dijo a su amigo Yahia que estaba «al tanto» de que la célula terrorista preparaba un atentado. Pero no se atribuyó la concepción de la masacre. En concreto, Rabei Osman Sayed nunca pronunció la frase más comprometida que la Fiscalía esgrime para acusarlo como uno de los inductores de la masacre: «El hilo de la operación de Madrid fue mío».
(.../...)


Así se desprende de la declaración prestada ayer por dos expertos designados por el tribunal para revisar las traducciones de la Policía italiana, que intervino sus conversaciones y puso micrófonos en su domicilio.

Los intérpretes dijeron con palabras educadas que sus colegas italianos habían hecho un pésimo trabajo y se habían inventado varios pasajes.

El próximo lunes se conocerá si la fiscal mantiene sus calificaciones, pero las pruebas contra los seis acusados de ser autores de la matanza (tres intelectuales, tres materiales) se han demostrado poco consistentes. Ayer se supo que 'El Egipcio' nunca se atribuyó la preparación del 11-M: sólo dijo que conocía a sus responsables.

Los peritos, que durante el juicio han ido traduciendo a los propios procesados, explicaron que a sus homólogos italianos les faltaron tanto conocimientos de idioma como de cultura musulmana. Hablaron de «errores graves», «poca responsabilidad» y de «ajustar la traducción a un contexto que no existía».

La nueva traducción sigue siendo claramente incriminatoria: evidencia su amistad con los autores de la masacre y refleja un perfil islamista que sostiene la Fiscalía. Pero el tribunal sólo puede condenar a El Egipcio si le relaciona con el atentado concreto del 11-M, puesto que ya ha sido condenado en Italia por su pertenencia a una organización terrorista, y no puede serlo otra vez en España. Cuando concluya el juicio, la Policía le devolverá a Italia para que siga cumpliendo los 10 años de prisión que le impusieron.

Los puntos más comprometidos de la traducción italiana, cuestionada por el letrado Endika Zulueta, ponían en boca de El Egipcio lo siguiente: «El hilo de la operación de Madrid fue mío, ¿entiendes?... Los trenes... todos fueron mi grupo. En realidad yo no estuve con ellos el día de la operación, pero el día 4 me puse en contacto con ellos y me enteré de todos los detalles».

Las palabras iban dirigidas a Yahia, a quien El Egipcio quería captar para la yihad. La nueva traducción no afecta a este aspecto, pero difiere de la inicial en lo relativo a los atentados:

El Egipcio.- «Todos mis amigos se han ido, los hay quienes murieron en el camino de Dios en Afganistán. No te voy a ocultar la operación de Madrid que acaban de hacer... el tren de Madrid que explotó...».

Yahia.- «Ah, sí».

E.- «Son mi gente quien lo hizo..., nuestra gente».

Y.- «¿En España?».

E.- «Sí... todos son amigos míos. De ellos, cinco cayeron mártires, que en paz descansen, y ocho, en la cárcel... Pero Dios no quiso mi martirio, y me salvó de... la cárcel. Yo no estaba con ellos en aquellos días... Pero fue mi gente... y yo estaba al tanto previamente, pero exactamente... pero exactamente... lo que iba a pasar no me dijeron...».

La nueva traducción también elimina uno de los elementos que servirían para trazar el hilo del atentado hasta Al Qaeda. Donde los italianos tradujeron como «Hay que entrar en las filas de Al Qaeda... ésta es la solución, ya que las puertas de Al Qaeda están abiertas [...] Estaremos como los al qaidin [los de Al Qaeda]», los nuevos traductores no escuchan nada parecido. Es más, afirman que «en ningún momento de la totalidad de la conversación hay mención alguna a Al Qaeda en absoluto, sino que se trata de otros términos de la misma raíz etimológica».

El listado de lo que los peritos no han escuchado se extiende a otros pasajes. Este fragmento: «Esta operación requirió muchas lecciones y mucha paciencia a lo largo de dos años y medio» no consta, dicen.

Entre las rectificaciones al escrito inicial llama la atención otra. El «tac, tac, tac» que pronuncia El Egipcio venía interpretado como que imitaba el sonido de disparos. En la nueva pericial, se trata del lento paso del tiempo cuando uno ingresa en prisión.

Antes de que el tribunal le concediera un nuevo turno para interrogar, la sorprendida fiscal Olga Sánchez reaccionó cuestionando la formación de los peritos designados por el tribunal y dudando de que hubieran dedicado a la nueva traducción el tiempo necesario. Sus respuestas no fueron las que parecía buscar: varios expertos estuvieron durante unas 60 horas escuchando; algunos pasajes una veintena de veces.

Aunque sí es la más incriminatoria, la conversación con Yahia no es la única que la fiscal recoge en su acusación. También se menciona la que mantuvo con Mourad Chabarou, condenado por terrorismo en Bélgica. El propio Chabarou matizó ante el tribunal la traducción que llegó en comisión rogatoria internacional, y de nuevo los peritos de la Audiencia ratificaron que el supuesto paraíso que se deseaba para los suicidas era una fórmula ritual que se empleaba cuando se hablaba de un muerto.

Etiquetas:



Lea mas

 

Otra jornada de dudas y sobresaltos

 

31-05-07



PREGUERIAS

Otra jornada de dudas y sobresaltos


VICTORIA PREGO

¡Y nos lo queríamos perder! Grave error hubiera sido, porque de nuevo la pasión y el suspense dominaron ayer la sesión del juicio. Parecía que la sesión de ayer, destinada a las pruebas documentales, nos iba a aplastar de tedio. Pero sucedió todo lo contrario: fuimos de sobresalto en sobresalto.

(.../...)

El primer respingo hubo que darlo cuando los intérpretes propuestos por la defensa de 'El Egipcio', acusado por la Fiscalía de ser el autor intelectual del atentado, se descolgaron con la afirmación de que las traducciones realizadas de las conversaciones telefónicas del procesado estaban mal hechas y que muchas de sus palabras estaban mal interpretadas. Que aquello era todo un pepinazo lo decía el comportamiento de la fiscal Olga Sánchez, que perdió la serenidad, levantó la voz hasta casi gritar a los traductores y les lanzó unos cuantos reproches, uno de muy grueso calibre, algo del todo impropio de su cargo y condición.

Se explica: estas conversaciones son la base principal en la que se apoya el Ministerio Público para acusar a El Egipcio. Por eso se produjo el terremoto: porque, si las cosas son realmente así, su acusación podría venirse abajo.

Sería entonces el acabóse, sobre todo después de lo sucedido el martes cuando, en pleno interrogatorio a los peritos de explosivos y, abandonando la teoría de la contaminación, el fiscal Zaragoza decidió de repente cambiar de estrategia para adoptar la teoría del amasamiento de dos explosivos, algo que no estaba en condiciones de acreditar, ni siquiera de apuntalar con mínima solidez. Con ese quiebro inesperado, lo único que logró fue debilitar su primera posición sin poder reforzar la segunda. Un pésimo negocio.

Por eso lo de ayer de los traductores amenazaba con convertirse en el Trafalgar del Ministerio Público. Al final, puede que la cosa no sea tan grave como inicialmente pintaba y, siendo cierto que existen errores, matices y algunas invenciones policiales, también había frases de autoinculpación. La valoración es cosa del tribunal, pero la sensación es que el andamiaje de la acusación se ha tambaleado pero no ha caído.

Luego vino otro plato fuerte. Escuchamos estupefactos al confidente Zouhier hablando por teléfono con 'Víctor' -su controlador de la Guardia Civil- y dándole pelos y señales de 'El Chino': estatura, ojos, color de pelo, costumbres, nacionalidad de su mujer, marca y color de su coche, la posesión de explosivos, las armas, la calle en la que vivía...

Le daba hasta consejos, que ya es el colmo: «¿Por qué no ponéis una investigación donde te digo? Infórmate en el Ayuntamiento de cuántas familias marroquíes viven en esa calle». Le daba incluso instrucciones para detenerle: «A las 5 siempre se levanta a rezar. Cuando veáis una luz... ¡qué más quieres que te diga...!». Desgraciadamente para todos, el famoso Víctor sólo quería el número de teléfono de El Chino. Se ve que no tenía bastante con lo que estaba oyendo esa noche del 17 de marzo, una semana después de los atentados. El caso es que el día 20 el pájaro ya había volado. Y que el 4 de abril el líder del grupo de fanáticos se suicidó en Leganés llevándose consigo todas las respuestas a tantas preguntas.

Muy ilustrativo también el vídeo de la casa de Morata de Tajuña. Pudimos ver cómo la policía abría el zulo de los explosivos y cómo los perros entraban en él. No estaba lloviendo mucho en ese momento, como nos dijeron, a pesar de lo cual los animales no detectaron nada. Ni en el zulo ni dentro de la casa, donde se supone que cargaron las 10 mochilas con la dinamita. Y eran 130 kilos...

victoria.prego@el-mundo.es

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Juegos de palabras

 

31-05-07



A SANGRE FRIA

Juegos de palabras


David Gistau

Como parte esencial de su estrategia defensiva, Rabei Osman 'El Egipcio' viene pretendiéndose un humilde inmigrante de los que ponen el gotelé con apenas un euro en el bolsillo y abrumado por problemas personales de origen sentimental. Su abogado defensor, Endika Zulueta, intentó neutralizar las grabaciones incriminatorias de Vía Cadore, en Milán, atribuyéndolas a las «fantasías» de quien quería ganarse respeto en un ambiente en el que la capacidad de matar se valora como la de ligar en el bar de la esquina.
(.../...)


Así, con los atentados del 11-M, El Egipcio habría hecho lo mismo que Cabré después de acostarse con Ava Gardner: correr a contarlo. A un discípulo, Yahía, que nos sirve de retratorobot de todos aquellos jóvenes, delincuentes en potencia y descarriados del camino recto, cuya voluntad doblegaba el influjo de El Egipcio para luego despacharlos a la yihad en el ya famoso «taxi al paraíso». Fabulador o no, urdía planes propios de un malevo de la Marvel, como vaporizar veneno con un secador de pelo.

Como quiera que a los agentes italianos de la Digos que comparecieron en el juicio las «fantasías» del palabrón se le antojaron muy creíbles, Zulueta atacó ayer desde un frente nuevo esas grabaciones que son la única prueba que relaciona a Rabei Osman con la autoría intelectual del 11-M. Los intérpretes habituales del juicio denunciaron errores de interpretación e incluso intenciones aviesas de «amueblar» el contenido deseado.

Por momentos se pusieron casi a hacer juegos de palabras, como cuando desvincularon el término qaidin de Al-Qaeda para asociarlo a un versículo en el que significaría algo así como «permanecer sentado». Sobre todo, negaron la mayor: la frase en que El Egipcio se ufana de que los atentados de Madrid fueron obra suya. Tampoco es que enajenaran por completo al Rabei del 11-M, puesto que sí ratificaron otras observaciones en las que reconocía que los suicidas de Leganés y los detenidos eran todos «hermanos muy queridos» -tanto que con 'El Tunecino' convivió un año durante el tiempo de preparación del atentado- a los que había dejado de frecuentar en febrero, justo a tiempo de que la ejecución del plan no le pillara en España. Pero el golpe fue duro e imprevisto para las acusaciones. Y la visible irritación de Olga Sánchez durante su interrogatorio revelaba que otra vez se le tambaleaba un cargo y que la jornada podía salirle tan nefasta como aquélla otra en que los testigos de los trenes prácticamente permitieron que Basel Ghalyoun se le escurriese para la autoría material, gorro de lana aparte.

El inicio de la fase documental permitió escuchar a Rafá Zouhier poniendo sobre la pista de 'El Chino' a 'Víctor', su controlador de la UCO, en las vísperas de su propia detención. Fue un documento casi emocionante, un auténtico bocado de realidad, porque agrega una perspectiva vívida de lo que ya es un terrible pedazo de la Historia española. Donde no lo apreciaron mucho fue en el habitáculo. Mientras Zouhier y Emilio Suárez Trashorras habían sido puestos a salvo en los bancos de los procesados en libertad, a Hamid Ahmidan se le tensaba la mandíbula y parecía murmurar promesas de vendetta. Ya no habrá sosiego en la jaula.

Etiquetas: , ,



Lea mas

 

La dudosa validez de las cintas de 'El Egipcio'

 

31-05-07



Impresiones

La dudosa validez de las cintas de 'El Egipcio'


Un cierto estupor envolvió ayer la sala donde se celebra el juicio del 11-M en el momento en el que los dos intérpretes de árabe expusieron sus conclusiones sobre la traducción de la policía italiana de las conversaciones de Rabei Osman El Egipcio. Su informe -realizado con el consentimiento del tribunal a petición de su letrado, Endika Zulueta- establece que la transcripción incluye graves errores debido a «malas interpretaciones» o al «desconocimiento del árabe clásico». Resulta que, al contrario de lo que señala el informe italiano, El Egipcio no pronuncia en ningún momento la expresión «Al Qaeda» y tampoco la frase «el hilo de la operación de Madrid fue mío», que la versión oficial apunta como prueba clave de su participación en la masacre. Rabei Osman sí dice, por ejemplo, que «estaba al tanto previamente», pero también que «exactamente lo que iba a pasar no me dijeron», lo que le podría situar como conocedor de planes terroristas inconcretos, pero en ningún caso como cerebro del atentado. En realidad, la pericial de ayer no hace sino confirmar nuestra primera impresión: que El Egipcio era un inmigrante sin recursos económicos ni intelectuales para estar detrás de una masacre de la complejidad del 11-M. Rabei Osman es sin duda un hombre de ideología islamista, pero será muy difícil condenarle a más de 38.000 años de cárcel como autor intelectual del atentado.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Fin de la representación

 

31-05-07



EL BLOC DE

Fin de la representación


Luis del Pino

Traductores. Buen sofoco se llevó ayer la fiscal cuando los traductores traídos al juicio por el abogado de Mohamed El Egipcio empezaron a cuestionar la traducción de esas famosas conversaciones grabadas en Milán. Esas conversaciones donde El Egipcio se jactaba de haber organizado los atentados; donde decía que en la operación habían muerto cinco de sus hombres (los suicidas de Leganés fueron siete, no cinco), y donde revelaba cómo dispone de una máquina para cambiarse las huellas dactilares y de un secador de pelo mortífero. Parece que a la fiscal cualquier cosa que se salga del guión la descompone. A estas alturas de la versión oficial, uno no puede evitar imaginarse a esos artistas que ponen a girar un montón de platos sobre unos largos palos. Siempre parece que uno de los platos va a caerse. Y Olga se pone de los nervios pensando en esa sola posibilidad.


(.../...)


Final. Afortunadamente para Olga, parece que el juicio se acaba. El lunes tendrán los abogados que presentar el escrito de calificación. Ya no da más de sí este teatro. Deja el juicio una sensación bastante agridulce, similar a la que dejó esa Comisión de Investigación del 11-M con la que nos hurtaron en un principio la búsqueda de la verdad. Otra oportunidad fallida. Aunque quizá no del todo, porque hemos conseguido en este juicio averiguar mucho más sobre los hechos. Y en su momento habrá que entrar a analizar muchas cosas y pedir muchas explicaciones.

Descaro. Quizá sea esa proximidad del telón la que hizo que viéramos en la mañana de ayer una de las sesiones más descaradas de toda la vista oral. Declaraban los expertos que han elaborado el informe de explosivos incluido en el sumario y solicitado por Del Olmo. Y pudimos escuchar cosas realmente sorprendentes. Por ejemplo, oímos a un funcionario policial decir que después de una explosión no puede averiguarse la marca de dinamita. ¿Debemos entonces revisar las condenas de todos esos cientos de etarras en cuyos juicios la Policía sí ha sabido perfectamente identificar la marca del explosivo después de detonar un artefacto? Alguna gente no tiene ningún reparo en decir lo que sea, siempre que se le den las órdenes oportunas.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Los restos de los trenes tampoco aclaran qué dinamita estalló

 

31-05-07



Los restos de los trenes tampoco aclaran qué dinamita estalló


MANUEL MARRACO

MADRID.- El estudio de los efectos de las explosiones en los vagones del 11-M no arroja más luz que los análisis químicos. Los dos guardias civiles y los dos policías a quienes el juez Juan del Olmo encargó un informe conjunto sobre los explosivos no pudieron avanzar ayer más que los ocho peritos que se hicieron cargo del análisis final de los explosivos.

Según explicaron, de cómo habían quedado los vagones, de lo encontrado al desactivar la mochila de Vallecas y de las entrevistas con los Tedax que estuvieron en los trenes el 11 de Marzo sólo se puede concluir que las mochilas bomba contenían dinamita. De nuevo, no se puede especificar, ya que las características de la ECO, la EC y el Titadyn son muy similares. Al tener una velocidad de detonación muy similar, los destrozos que producen son muy parejos.
(.../...)

A preguntas del abogado de la AVT Juan Carlos Rodríguez Segura, los expertos de la Policía y la Guardia Civil desmintieron lo expuesto en el juicio por algunos de sus colegas. Según explicaron, las dinamitas apenas pierden sus características con el paso del tiempo. «Iniciado correctamente, [el explosivo] tendría una velocidad de detonación similar a la inicial». Algunas acusaciones han sugerido que en los trenes pudo emplearse Goma 2 EC, que dejó de fabricarse al menos un año antes de la masacre, pero que fue encontrada en Mina Conchita.

En la sesión de tarde pudo escucharse en público por primera vez una grabación especialmente relevante. Seis días después de la masacre, el confidente de la Guardia Civil Rafá Zouhier llamó a su contacto, el alférez Víctor, para decirle que está convencido de que ha sido El Chino, y dándole datos sobre su paradero. Esa noche, el terrorista volvió a dormir en su casa de la calle de Villalobos, donde Zouhier le situaba. El marroquí concluye así la conversación: «Yo no te digo nada más, que ya sabes lo que tienes que hacer, tío...».

Etiquetas: ,



Lea mas

30.5.07

 

Los 8 peritos sólo coinciden ante el Tribunal en que no se sabe qué estalló en los trenes

 

30-05-07



Juicio por una masacre / Día 43

Los 8 peritos sólo coinciden ante el Tribunal en que no se sabe qué estalló en los trenes


MANUEL MARRACO

MADRID.- «¿Están de acuerdo en que no es posible saber la marca comercial del explosivo que estalló?». Tres años después de la masacre, los ocho peritos designados por el Tribunal asintieron a la pregunta del juez Bermúdez. Pese a los exhaustivos análisis realizados en los últimos tres meses, no se puede. Tan sólo se sabe que las mochilas bomba contenían algún tipo de dinamita, Goma 2 ECO, Goma 2 EC o Titadyn.


La respuesta llegó nada más iniciarse la prueba sobre el informe final, pero el debate siguió durante horas. La mayor parte del tiempo se consumió en respaldar o refutar la teoría de la contaminación, expuesta por el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Javier Zaragoza, como anticipo de lo que el Ministerio Público mantendrá en su informe final.
(.../...)

La teoría de la contaminación alineó pronto a los peritos en dos grupos. A favor se mostraron los dos miembros de la Policía -entre ellos el director de la pericia, Alfonso Vega-, pero también los dos expertos de la Guardia Civil, que disiparon las dudas que planteaban sus comentarios en el escrito final.

El DNT y la nitroglicerina aparecen por contaminación. Sea como sea. Pese a las evidencias, así lo mantienen la Fiscalía y los peritos oficiales. No parece importante que las muestras se conservasen en una bolsa, dentro de un sobre, dentro de otra bolsa, dentro de una caja, dentro de una tercera bolsa y dentro de un armario.

Ambos se pronunciaron con rotundidad como partidarios de la contaminación, pese a que a lo largo de la pericia habían coincidido en gran parte con los argumentos que iban exponiendo los peritos de parte.

Frente a la posibilidad de que el DNT y la nitroglicerina, ajenos a la Goma 2 ECO, acabaran contaminando decenas de muestras se situaron los cuatro propuestos por las partes personadas (tres por acusaciones y uno por defensas).

Que no se pueda determinar el tipo de dinamita no significa que los peritos no consideraran unas tesis más plausibles que otras. Los miembros de las Fuerzas de Seguridad apuntan a la Goma 2 ECO, la misma que supuestamente vendió el acusado Emilio Suárez Trashorras a la célula islamista que se suicidó en Leganés.

Los otros cuatro afirmaron -aunque con distinta rotundidad- que la muestra que mejor se había conservado, la que mejor podía retener los componentes de los focos, apuntaba al Titadyn. Se trataba de la designada como M-1, que corresponde al polvo de extintor recogido en el foco número 3 de El Pozo. En cuanto al resto de las muestras, se limitaron a negar la posibilidad de que sustancias que no aparecían en la Goma 2 ECO llegaran a los restos por contaminación de muestras próximas que sí lo tenían.

La insistencia de los policías y guardias civiles en que el polvo de extintor también estaba contaminado provocó la reacción del resto de expertos. Entre ellos, el designado por la defensa de Rafá Zouhier: «En la muestra M-1 ha aparecido lo que ha aparecido, es un análisis cualitativo [de componentes], y ese análisis cualitativo va a misa, a misa técnica, química, analítica». Y aprovechó para lanzar una crítica al director de la pericia. «Eso es lo que hemos mantenido y no buscamos razonar la sinrazón», dijo en referencia a la teoría de la contaminación.

Tras el DNT y la nitroglicerina, la tercera sustancia protagonista fue el ftalato de dibutilo. Apareció en los focos y sólo es componente de la Goma 2 ECO, aunque está presente en multitud de materiales, incluidos los de los trenes. El debate al respecto fue un reflejo de cómo han vivido los peritos las largas jornadas en el laboratorio de la Policía Científica, pero también de cómo ha podido variar la actitud de los expertos de la Guardia Civil. Uno de ellos relató la aparición de ftalato y obtuvo una respuesta casi airada del perito de una de las partes: «Oye, me has dicho muchas veces que este ftalato al que nos referimos, aunque supieras que había estallado una Goma 2 ECO, no podrías decirme que proviene del explosivo». «Y yo lo corroboro», añadió otro técnico de parte.

El tribunal no permitió al fiscal jefe seguir por la vía que emprendió en primer lugar para desacreditar las conclusiones de los peritos de parte: que los análisis del polvo de extintor se debían comparar con el análisis de Titadyn explosionado, y no intacto, como se había hecho. Según explicó el magistrado Javier Gómez Bermúdez, esa opción no se había tratado en la pericia y tampoco constaba en ningún punto del sumario, por lo que no podía admitirse.

Sí se llegaron a exhibir otros análisis que tampoco constaban en la causa, puesto que el jefe de la pericia informó al tribunal de que sí estaban recogidos. Se trataba de las gráficas de los análisis hechos el mismo día 11 de marzo de 2004, a las 20.00 horas, sobre el polvo de extintor. Lo realizó, como miembro de la Policía Científica, el propio Alfonso Vega, que ayer aseguró que aquel día no encontró ni rastro de DNT ni de nitroglicerina. Y que no lo encontró porque no existía, no porque pudiera habérsele escapado.

En otro punto de la prueba pericial, el letrado de la Asociación de Ayuda a Víctimas del 11-M (que ha propuesto a uno de los peritos) sugirió en sus preguntas que la contaminación de las muestras podía haber llegado por el hecho de que alguna de ellas sí contuviera desde el principio DNT o nitroglicerina. Lo hizo preguntando si el hecho de que las muestras del 11-M estuvieran contenidas en bolsas almacenadas conjuntamente en un mismo armario durante tres años facilitaría que unas contaminasen a otras. «Sin duda», respondió un guardia civil, antes de matizar que le resultaba poco probable que hubiera sucedido con el DNT.

El tribunal también escuchó ayer otras opciones que, supuestamente, servirían para descartar el Titadyn y aun así explicar la aparición de DNT y la nitroglicerina. La primera, apuntada por el jefe de la pericia, es la contaminación en las propias fábricas del explosivo. Según dijo, la empresa le comunicó que durante años simultanearon en la misma mezcladora la fabricación de ECO y de EC. Esta última, como el Titadyn, sí contiene DNT, y en ocasiones -ayer no pudo darse por seguro- la nitroglicerina.

Precisamente este punto abre una tercera vía, planteada de manera abierta por la Asociación 11-M Afectados por el Terrorismo. Que los terroristas hubieran mezclado ECO y EC en la confección de las mochilas bomba. En la inspección de Mina Conchita posterior a la masacre, la Guardia Civil detectó que había cartuchos de EC abandonados, aunque hacía al menos un año que ya no se fabricaba.

El jefe de la pericia se mostró muy reticente ante esa posibilidad, alegando que en los análisis que se hicieron en 2004 ya tenían que haber detectado las sustancias polémicas. Ante la insistencia del tribunal, acabó concediendo que, al menos teóricamente, era posible.



EL JUEZ ANTE LA PRUEBA

Gómez Bermúdez.- ¿Sobre este extremo hay acuerdo, que no se puede saber la marca comercial que explosionó en las 23 muestras? Peritos.- Cierto [todos]. Fiscal jefe.- Es decir, que respecto a la M-1, son tres los que discrepan en que no se puede determinar la marca comercial de dinamita concreta que explosionó... G. B.- No, no, vamos a ver... Los peritos K, H y S discrepan en lo que aparece, en el explosivo de la M-1. Pero todos coinciden en que ninguno puede determinar la marca comercial. F. J.- Sin embargo, hay tres peritos que van más allá y dicen que puede ser Titadyn... Perito H.- Que se asemeja al Titadyn. Perito C.- Yo no lo había especificado, pero también veo posible que sea Titadyn [...].

Fiscal jefe.- [...] Luego la explicación de la adsorción es razonable... Perito K.- Pero no es excluyente, hay otras. F. J.- ¿Qué otras? P. K.- No la tengo. F. J.- ¡O sea, que la única explicación razonable es la de la adsorción! Gómez Bermúdez.- Eso será una conclusión que habrá sacado el Ministerio Fiscal [...].

Gómez Bermúdez.- ¿Pero dónde está el DNT? Usted dice: 'Estamos seguros de que es así [que ha habido contaminación]'. Pero, para que contamine, tiene que estar en algún sitio... Perito Guardia Civil.- La hipótesis que se baraja es que en el almacenamiento de las muestras existía un explosivo con DNT [...]. La perito de los Tedax dijo que había Titadyn. G. B.- [...] ¿Para usted es lo mismo que estén en un armario, en tres bolsas y cuatro cajas...? P. G. C.- Sí, exactamente.

Perito policial.- En la enésima revisión del análisis de 2004 de la M-3, encontramos DNT. Gómez Bermúdez.- [En tono irónico] O sea, que en Goma 2 ECO encontró DNT... Y entonces no había habido ni armario, ni bolsas...

Etiquetas:



Lea mas

 

CUANDO LA FISCALIA SE AFERRA A LA TESIS DE LAS MOLÉCULAS VOLADORAS

 

30-05-07



Editorial

CUANDO LA FISCALIA SE AFERRA A LA TESIS DE LAS MOLÉCULAS VOLADORAS


El juicio del 11-M fue ayer el escenario de su sesión más enrevesada. Los ocho peritos que han llevado a cabo los nuevos análisis de los explosivos trataron de clarificar ante el Tribunal las contradicciones de su informe, pero discreparon casi en cada premisa, lo que dificultará el trabajo de los jueces a la hora de dictar sentencia.

Los peritos sólo se pusieron de acuerdo en una cosa: es imposible determinar qué explosivo asesinó a casi 200 personas. El fracaso del Estado de Derecho no puede ser más flagrante. Uno de los obstáculos es sin duda la escasez de pruebas, que impide hacer análisis cuantitativos. De ello son responsables la policía y el propio instructor, que permitió desguazar los trenes apresuradamente. Sin embargo, el problema clave es la aparición en los análisis de dos elementos -nitroglicerina y DNT- ajenos a la fórmula de la Goma 2 ECO, el explosivo del 11-M según la versión de la Fiscalía y los medios afines. ¿Por qué los aparatos detectan en 2007 dos sustancias que nadie había encontrado hasta ahora?
(.../...)

La pregunta no tiene fácil respuesta. A lo largo del día de ayer, y descartada como está la contaminación del explosivo en la fábrica, los fiscales Zaragoza y Olga Sánchez, visiblemente alterados, se fueron aferrando a diversas hipótesis -algunas contradictorias entre sí- para seguir diciendo que la dinamita vino de Asturias. Primero sostuvieron que el origen de la nitroglicerina y el DNT estaba en Mina Conchita, donde la Goma 2 ECO se había mezclado fortuitamente con Goma 2 EC. Esta tesis fue refutada por los peritos de la Benemérita, que aclararon que la que se consumía en Asturias no tenía nitroglicerina.

En segundo lugar, intentaron con la ayuda de algún letrado construir la tesis del cóctel de explosivos, según la cual en los trenes habría explotado una mezcla indeterminada de una y otra sustancia. Dos premisas invalidan, sin embargo, esta segunda hipótesis: 1) sólo 20 de las 23 muestras de explosivo entero contienen DNT -justo las custodiadas por los Tedax, no las de la Guardia Civil-; 2) en Leganés sólo aparecieron envoltorios de Goma 2 ECO.

Descartadas las dos primeras teorías, el Ministerio Público parece haberse inclinado por una tercera: la de la contaminación en el almacén de los Tedax. Ésta resulta, sin embargo, aún más endeble. ¿O acaso es verosímil creer que la nitroglicerina y el DNT penetraron en los restos pese a que estaban guardados dentro de una bolsa, guardada a su vez dentro de un sobre, y éste de otra bolsa, y ésta de una caja, y ésta de otra bolsa, y ésta de un armario?

Resulta patético ver cómo el fiscal y la policía defienden codo con codo la tesis de que las moléculas de nitroglicerina flotan por los almacenes de Canillas con tal de rescatar del descrédito a la versión oficial. Lo peor de la sesión de ayer es la constatación de que la negligencia del policía Manzano, el juez Del Olmo y la fiscal Olga Sánchez ocultará quizá para siempre a los ciudadanos cuál fue el arma del crimen. Y eso, pese al empeño del Tribunal, ya nunca tendrá arreglo.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

O transmigración de las almas o plato combinado

 

30-05-07



PREGUERIAS

O transmigración de las almas o plato combinado


VICTORIA PREGO

Los desacuerdos son infinitamente mayores y de más calado que los acuerdos, que son muy pocos, aunque algunos de extraordinaria importancia. Ésta, dibujada a mano alzada, es la única conclusión que se les puede ofrecer a los lectores tras una jornada laberíntica y de locos como fue la de ayer. En lo único en que estuvieron todos de acuerdo desde primera hora de la mañana fue en esto: no se puede saber qué explosionó en los trenes de Atocha. La frase, formulada por los ocho técnicos a instancias del presidente, se escuchó con nitidez y fue prácticamente la única opinión importante que compartieron todos y que produce, es verdad, tanta certeza como incertidumbre.


Pero a partir de ese primer y casi único punto de acuerdo, asistimos a un proceso constante en el que las opiniones de una parte de los peritos eran inmediatamente contradichas por la otra parte. Y, al final, lo que se acabó discutiendo a brazo partido es de dónde provenían la nitroglicerina y el dinitrotolueno que habían aparecido en uno de los restos y que, de considerarlos como componentes del explosivo que estalló en Atocha, descartarían de plano que hubiera sido Goma Dos ECO, que es lo que se sostiene en la versión oficial. Varios de los peritos dijeron que se inclinaban por pensar que era Titadyn, el explosivo que gasta ETA. Casi nada. Otros se opusieron.

(.../...)


La polémica se orientó entonces a intentar buscarle una explicación a la aparición demostrada de esos elementos y fue cuando nos adentramos en el proceloso camino de la contaminación. Ya no estamos, pues, en la tesis de la Goma Dos ECO como explosivo indubitado e indiscutible, sino en cómo demonios la nitroglicerina y el DNT han viajado hasta uno de los restos de las explosiones y se han quedado allí abriendo un mar de incógnitas sobre el nombre y apellidos reales del arma homicida.

Por ahí, por esos senderos oscurísimos y medio mágicos, con muchas sugerencias apuntadas pero ninguna rematada, escuchamos todas las teorías imaginables en un creciente clima de misterio casi religioso. Hubo un momento en que uno de los peritos sostuvo en la sala, para pasmo de los agnósticos, que el hecho de que los restos hubieran estado tan absolutamente preservados dentro de un armario exclusivamente destinado a ellos, metidos en bolsas de plástico a prueba de errores, metidas éstas en sobres que iban dentro de otras bolsas, todo ello en cajas de cartón metidas en otras bolsas mayores y con más envoltorios que una cebolla, no tiene por qué haber evitado la contaminación.

Pues si las cosas pueden haber sido así ¿qué certeza podemos tener entonces en este país de que algún análisis hecho alguna vez por la Policía española haya sido cierto? Es más: si resulta que, con todas esas precauciones y garantías en el almacenamiento de los restos, es posible que la nitroglicerina y el DNT hagan semejante Viaje al Centro de la Tierra, entonces también deberíamos empezar a creer en la transmigración de las almas, en la transustanciación de los cuerpos y en la sanación por imposición de manos y hasta por internet. Si nos lo tiene dicho Malraux, que «L espoir ¿pourquoi pas?». El caso es que la teoría de la contaminación fue defendida con ahínco por uno de los peritos, aceptada por tres y rechazada de plano por los otros cuatro.

Pero lo sorprendente fue que de ahí, de la teoría de la contaminación, pasamos a otra hipótesis que es totalmente incompatible con esta primera y que, sin embargo, fue asumida por algunos de los presentes con total naturalidad: la teoría del amasamiento, también llamada del plato combinado. Es decir, que la Goma Dos ECO haya sido mezclada por los terroristas con otra variedad de Goma Dos, la EC, y todo el conjunto amasado para explotar.

El problema de esta segunda teoría es que por la mañana había declarado un guardia civil que dejó sentado que la composición de esa dinamita, que no se fabrica desde 2002, no contiene nitroglicerina. Lo mismo corroboraron los ocho peritos. Pero después salió a relucir un folleto comercial de la empresa que fabrica la Goma Dos donde la palabra clave, nitroglicerina, sí que aparece unida a la variedad EC. Ese fue el momento en que algunos de los presentes habrían gritado ¡Eureka! si no fuera por la necesidad de guardar la compostura. Alguna salida hay que encontrarle al misterio. Como sea, la que sea. Y se está buscando con afán.

victoria.prego@el-mundo.es

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Zouhier agrede al primo de 'El Chino' y Bermúdez lo expulsa

 

30-05-07



JUICIO POR UNA MASACRE / La polémica

Zouhier agrede al primo de 'El Chino' y Bermúdez lo expulsa


Su abogado asegura que es fruto de los «muchos meses de tensión», que está «arrepentido» y que tiene intención de pedir perdón al agredido


MADRID.- El acusado Rafá Zouhier golpeó ayer durante la sesión de mañana del juicio del 11-M a otro de los acusados, Hamid Ahmidan, primo de Jamal Ahmidan, El Chino. El presidente del tribunal, Javier Gómez Bermúdez, ordenó la expulsión del procesado de la sala y que se informe de los hechos al juzgado correspondiente.

Coincidiendo con la presencia en la sala de los peritos de los Tedax que analizaron la dinamita recuperada en los escombros de la casa de Leganés, Zouhier dio un fuerte codazo a Ahmidan, que se encontraba sentado detrás de él en el habitáculo desde el que los acusados siguen la vista.

(.../...)

Gómez Bermúdez interrumpió la declaración con un fuerte grito. «¡Zougam!», exclamó el presidente, que cometió una equivocación en la identificación del procesado culpable de la agresión. Tras el enfrentamiento, la sesión quedó interrumpida unos minutos. En su reanudación, Gómez Bermúdez precisó que el responsable de la agresión había sido Zouhier, «como siempre», añadió. Dio además órdenes para que se levanten las correspondientes diligencias y el médico forense revise el estado físico de Ahmidan.

Zouhier aseguró que estaba «arrepentido» de lo ocurrido y que esa agresión era fruto de «muchos meses de tensión», según explicó su abogado Antonio Alberca en un receso del juicio.

El letrado relató que el incidente protagonizado por su cliente y el primo de El Chino fue debido a que este último insultó a Zouhier, que le respondió con la agresión, porque «son muchos meses de convivencia» y «ha escuchado muchas cosas» sobre él.

Sin embargo, el letrado de Ahmidan, Andrés Arévalo, explicó a los periodistas que el incidente fue consecuencia de un «problema de sitio» en el habitáculo blindado desde el que los acusados que están presos siguen el juicio.

El defensor de Zouhier destacó que su cliente está «arrepentido» y tiene intención de disculparse con Ahmidan si el tribunal se lo permite. Alberca manifestó que los agentes leyeron los derechos a su cliente y le tomaron declaración.

Otro de los procesados, José Emilio Suárez Trashorras también fue protagonista durante la jornada de ayer. La sesión de la tarde la siguió desde fuera del habitáculo blindado, desde la zona habilitada para los procesados que están en libertad. El juez que preside el tribunal, Javier Gómez Bermúdez, ordenó que la Policía liberara al procesado Trashorras para evitar cualquier incidencia, según indicaron fuentes jurídicas. El magistrado trataba así de evitar que se produjera algún incidente similar al acontecido entre Zouhier y el primo de El Chino durante la sesión matinal. Cabe recordar que Zouhier era confidente de la Guardia Civil, y Trashorras de la Policía en Avilés, hasta que fueron detenidos por los atentados del 11-M.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

La Audiencia rechaza atenuar la pena de 'El Gitanillo' o acercarlo a Asturias

 

30-05-07



JUICIO POR UNA MASACRE / El cumplimiento de la condena

La Audiencia rechaza atenuar la pena de 'El Gitanillo' o acercarlo a Asturias


El juez Castro, que aceptó excarcelar a De Juana, cree que el joven puede sufrir «una involución»

JOAQUIN MANSO

MADRID.- El juez de menores de la Audiencia Nacional José Luis Castro ordenó ayer que Gabriel Montoya, El Gitanillo, siga cumpliendo en un centro de reforma de Madrid, en régimen cerrado, las medidas cautelares que le fueron impuestas en 2004 por colaborar en el tráfico de explosivos que supuestamente se emplearon el 11-M: seis años de internamiento y cinco de libertad vigilada.


El magistrado, el mismo que aceptó el régimen atenuado para el etarra José Ignacio de Juana Chaos, rechazó revisar la condena del joven de 19 años, que fue juzgado de forma separada al resto de acusados de la matanza por ser menor de edad en el momento de cometerse los hechos.
(.../...)

En un auto fechado ayer, el juez Castro hace suyos los argumentos de la fiscal Blanca Rodríguez, que en la vista del lunes había interesado que no se modificasen las medidas adoptadas por el riesgo de que sufra una «involución» de los progresos que ha hecho hasta ahora. La defensa de El Gitanillo solicitó su traslado «a un centro de reforma cercano a su domicilio [en Avilés (Asturias)] por razones familiares y emocionales». Ahora tiene tres días para recurrir.

En la resolución se razona, apoyándose en los informes emitidos por el equipo técnico encargado del seguimiento del joven, y por el Centro Los Rosales, donde está internado, que su evolución «está siendo favorable», pero que aún «no están conseguidos todos los objetivos planteados para la adquisición [...] de los suficientes recursos de competencia social para permitir un comportamiento responsable en la comunidad».

Asimismo, señala el juez que, «respecto al cambio de centro», esos «resultados positivos» podrían «tornarse negativos», y expone para ello dos motivos: «El lógico periodo de adaptación que supone para el menor» ese traslado; y la «interrupción en el tratamiento emocional y educacional seguido [...], que implicaría una involución en los objetivos alcanzados [...] siendo ello prioritario más allá de la cercanía familiar». El joven ha empezado a cursar ESO y asiste a un taller de carpintería.

El Gitanillo cumplirá 20 años el próximo 15 de diciembre. Si alcanzase los 23 en régimen cerrado, pasaría automáticamente a un centro penitenciario para adultos. Fue condenado en noviembre de 2004 tras pactar su abogado su conformidad con las tesis de la fiscal, a cambio de que ésta rebajase dos años la petición de pena.

El relato de hechos que aceptó, y por el que fue condenado, es bastante favorable a la versión del 11-M que sostiene el Ministerio Público: así, a El Gitanillo se le acusa de haber viajado a recoger dinamita a la mina con Emilio Suárez Trashorras y algunos de los islamistas, entre ellos El Chino. Su testimonio ante el tribunal que preside Javier Gómez Bermúdez fue también en ese sentido: mantuvo que pudo ver al ex minero y a los terroristas con las mochilas «cargadas de explosivos».

Pero en otras declaraciones que le fueron tomadas en sede policial y judicial, sin embargo, El Gitanillo negó que hubiese ido a la mina (aseguró que se quedó jugando a la consola) e incurrió en numerosas contradicciones.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

Contaminación

 

30-05-07



EL BLOC DE

Contaminación


Luis del Pino

Bolsita de gel. Vamos a ver si nos ponemos de acuerdo. Está claro que contaminación tiene que existir. De otro modo no se explicaría que aparezcan componentes de explosivo en muestras que nada tienen que ver con ellos (por ejemplo, en una bolsita de gel). En eso están todos los peritos de acuerdo, a pesar de las aparentes discrepancias. También están de acuerdo en descartar la contaminación tanto en fábrica como en las minas. ¿Cómo va a haberse contaminado en la fábrica de Goma 2 ECO o en las minas asturianas el contenido de esa bolsita de gel? Por tanto, la contaminación tiene que tener otro origen. Además, hay otro dato: muestras que en 2004 fueron analizadas y no tenían DNT; ahora han vuelto a ser analizadas y tienen DNT. Luego la contaminación (de algunas o de todas las muestras) se ha producido durante la custodia. Es aquí donde empiezan las discrepancias: se discrepa sobre cómo han podido contaminarse las muestras durante la custodia y sobre cuáles se habrían contaminado y cuáles no.
(.../...)

Absorción. Los peritos oficiales sostienen que las muestras se han contaminado durante la custodia porque absorbieron componentes que podrían estar presentes en el ambiente. Éstos se habrían introducido en las bolsas de plástico donde las muestras se encontraban. Esa hipótesis es teóricamente posible, pero hay un problema: que las moléculas contaminantes tendrían que haber atravesado la pared de un armario, una bolsa, una caja de cartón, otra bolsa, un sobre y una tercera bolsa, lo cual es inverosímil. Una alternativa es que unas muestras se hubieran contaminado por contacto a partir de otras de las que estaban guardadas junto con ellas en los sobres y bolsas de aquel armario de muestras del 11-M. Pero entonces, quiere decir que dentro de ese armario existía DNT y nitroglicerina, es decir, que allí donde se guardaban las muestras del 11-M había esos dos componentes. Pero eso sólo tiene una explicación: que alguna de las muestras de explosivo de los trenes tenía que tener originalmente esos componentes, lo que llevaría de nuevo a que en los trenes no estalló Goma 2 ECO.

Etiquetas: ,



Lea mas

 

La perito ha estado de dulce (y 'campanuda')

 

30-05-07



ASI LO CUENTAN

La perito ha estado de dulce (y 'campanuda')


VICTOR DE LA SERNA

Fue espectacular la comparecencia en el juicio de la perito de los Tedax que analizó las primeras muestras de explosivo tras el 11-M. Con su «voz campanuda» -definición de Federico Jiménez Losantos en la Cope- se desdijo ampliamente de sus anteriores declaraciones ante Del Olmo, afirmó que nadie le ha preguntado por la composición de los explosivos y, de paso, se cargó la teoría de la contaminación explicando cómo los había guardado. «Quien se atreva a decir ahora que los restos quedaron contaminados por porosidad de las bolsas en las que se guardaban va a tener que escuchar más de una carcajada», escribía Victoria Prego en EL MUNDO. Agregaba Luis del Pino: «O mintió en su declaración ante Del Olmo o ha mentido delante del tribunal del 11-M, pero lo que no es posible es que ambas declaraciones sean ciertas. Pero no pasa nada: nadie va a tomar ninguna medida al respecto».


(.../...)

Pero otros se sintieron mucho menos impactados. 'ABC' lo despachaba sin empacho: «La jefa del laboratorio químico de los Tedax, con 20 años de experiencia en esta ciencia, despejó ayer todas las dudas que se habían planteado».

En 'El País', Jorge A. Rodríguez y José Yoldi seguían dando exclusivas a la contra: ayer, la tercera o la cuarta versión de la contaminación: La Goma 2 ECO hallada en mina Conchita tras el 11-M ya contenía nitroglicerina y DNT. Y: «Todo estaba junto, revuelto y contaminado, con traspaso de sustancias entre ellas». Esta nueva teoría no explica cómo otras muestras que nada tuvieron que ver con Mina Conchita, como una bolsita de gel, analizadas en 2004 no contenían nitroglicerina y ahora sí: éstas, a todas luces, se han contaminado durante su custodia.

José María Brunet, en 'La Vanguardia', daba por amortizado el explosivo: no servirá para el veredicto. «Es tal el cúmulo de pruebas que se amontonan sobre la mesa del tribunal que tiene ya poco sentido seguir discutiendo a estas alturas sobre la composición química de cada uno de los deteriorados restos».

Etiquetas: ,



Lea mas

 

«No son víctimas, son afectados»

 

30-05-07



JUICIO POR UNA MASACRE / Los testimonios / FRANCISCO DUQUE, MARIA MALLO Y MAR ALVAREZ

«No son víctimas, son afectados»


Dos psicólogos y una psiquiatra explican en un libro cómo superar el 11-M Denuncian que se «instrumentaliza» a los supervivientes y a las familias - «Encontramos tantos atentados como personas que lo habían sufrido»


OLGA R. SANMARTIN

MADRID.- Ocurrió poco después del 11-M. La familia A. y la familia B. se encontraron en el Hospital Gregorio Marañón peleando a brazo partido por la consanguinidad de un herido que permanecía entubado e inconsciente en su cama.

«Que te juro que es mi hijo», insistía un miembro de la familia A. «Eso ni hablar, es el nuestro», respondían enfadados en la familia B. Así, de tira y afloja, se estuvieron dos días en el centro madrileño.
(.../...)

Al final, la familia A. admitió que estaba equivocada. «Quiero que sea mi hijo, necesito que lo sea, pero no lo es», se lamentaba la madre.

Si algo trajeron los atentados de Madrid fue la necesidad que tuvo mucha gente de alterar la realidad. Un ejemplo: casi ninguno de los supervivientes recuerda haber visto cadáveres a su alrededor; todos afirmaron estar rodeados de «maniquíes» o de «muñecos».

Y otro más: la negación generalizada de que los ataques iban contra ellos. La pregunta más extendida cuando se produjo aquello fue: «¿Qué político viajaba en el tren?». Nadie era capaz de asumir que miles de ciudadanos anónimos pudieran ser los blancos de las bombas.

De ir quitando las vendas de los ojos, entre kleenex y kleenex; de ir ayudando a reconstruir la realidad, aunque a veces duela; de escuchar sin juzgar y ofrecer siempre mil abrazos se encargan Paco Duque, María Mallo y Mar Alvarez, dos psicólogos y una psiquiatra que estuvieron atendiendo en el Gregorio Marañón a los heridos de la masacre que allí fueron hospitalizados (más de 300).

Tres años después, algunos de los pacientes les pidieron que escribieran un libro, para que sirviera como protocolo de intervención en situaciones de catástrofe. Y se pusieron a ello. Han publicado Superando el trauma. La vida del 11-M (editorial La liebre de marzo), en el que cuentan cómo han vivido -y revivido- la tragedia los supervivientes.

«Encontramos tantos atentados como personas que lo habían sufrido», explica Paco, un veterano del hospital que fue quien coordinó en el centro hospitalario la asistencia psicológica post 11-M. «Todo lo que es tu mundo desaparece y tu mente no tiene activado el programa de respuestas».

Uno va leyendo tranquilamente en un tren y, de repente, su vida se pone al revés. Se pierden la seguridad y el control. Todo deja de tener sentido. No hay explicaciones para entender lo que ocurre. Lo conocido se vuelve extraño. Hay que volver a empezar. El paraíso perdido, en palabras de Paco: «Nos creíamos vulnerables y a salvo. Pero una cosa así dinamita nuestra coraza de pequeños-reyes-midas-con-tarjeta-de-plástico».

Y aquí es cuando llegan ellos tres (y otros muchos compañeros de profesión), que no leyeron ni un periódico ni se tragaron ningún telediario para no dejarse influir e ir con la mente despejada a ayudar a «la persona a que incorpore el suceso a su propia experiencia, sin que eso suponga un peso añadido». Lentamente, sin agobiar. Llorando todo lo que haya que llorar. Dejando que salga el cabreo.

«En esta sociedad hay una intolerancia muy grande al sufrimiento», observa Mar. «Lo que se trata es de que pierdan las energías negativas por el camino», añade María.

Han debido de hacerlo bastante bien porque ninguno de sus pacientes del 11-M ha vuelto a pasar por la consulta. Eso ha sido lo mejor que les podía haber pasado. El mayor reconocimiento. Porque su objetivo es, de hecho, que las víctimas consigan tener fecha de caducidad.

«Hay una instrumentalización del papel de víctima que nosotros rechazamos. La condición de víctima no puede ser nunca seña de identidad de nadie», sostiene Paco. «Incluso las asociaciones de víctimas no se deberían llamar así. Deberían denominarse 'de afectados'».

Para afectados ellos, que han aprendido como nadie desde su condición de observadores privilegiados. «La situación catastrófica permite sacar lo mejor de la gente», explica Paco con una sonrisa. «Se toman decisiones que en otros contextos no se hubieran tomado, se agranda el sentido perceptivo, la gente se vuelve más divertida, valora más las cosas... Cuando estás en el abismo sacas lo mejor de ti mismo. Se quiebran todos los valores, es verdad, pero surgen otros nuevos, quizá mejores».

¿O acaso alguien se imagina a ese superviviente por el que se peleaban la familia A y la familia B deprimido porque ha perdido su equipo favorito, porque ha ganado unos kilos de más o porque no va a poder ir a la playa este verano?

Etiquetas:



Lea mas

 

Zouhier contra la manada

 

30-05-07



A SANGRE FRIA

Zouhier contra la manada


David Gistau

Una marca de colchones basó una campaña de publicidad en que la palabra flex inducía a un sopor fulminante. Será muy difícil que a los asistentes a la pericial de explosivos no les ocurra lo mismo durante el resto de su vida cuando escuchen palabras como nitroglicol. Y eso que los peritos se esforzaron por amenizar el trance con sus discrepancias planteadas en un lenguaje científico, endogámico, como si se disputaran el quesito verde del Trivial. Pero ni aunque hubieran peleado en el barro. La sesión alcanzó un tono de materia dura en el colegio, de los que alientan a combatir el tedio usando el tirachinas a los alumnos chungos de la última fila. Como Zouhier.
(.../...)


Le tiró un codazo a Hamid Ahmidan, al parecer fatigado por los insultos de chivato con los que la jefatura de la jaula va anticipándole la aplicación de los códigos carcelarios de un modo que se vuelve más enconado cuanto más acorralados se sienten los procesados. Lo raro es que no hubiera sucedido antes.

Zouhier es incapaz de ignorar los desafíos ni de ensimismarse en una burbuja como Trashorras, el otro elemento excéntrico en la jerarquía del habitáculo. Y tiene perdidos todos los apoyos en el grupo, donde sí se han adaptado, para ahondar su sensación de repudio y soledad, antiguos amigos íntimos como El Conejo.

La protección de la manada: puro darwinismo social. El presidente del tribunal envió a Zouhier a los calabozos. Bien podría haber aprovechado el ambiente colegial de la pericia para castigarle de rodillas en un rincón a lo Zipi y Zape, sosteniendo con los brazos en cruz dos tomos de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

En cuanto a los explosivos, a la teoría de la contaminación en el almacenaje sólo se le pueden oponer hipótesis. Un perito de la Guardia Civil restó incluso importancia a la aparición en una muestra de nitroglicerina, componente se supone que sólo del Titadyn, al explicar que la técnica empleada no incluía el nitroglicerol en sus tablas y, por tanto, diagnosticó nitroglicerina por defecto. De todas formas, los peritos se han descolgado ahora con que la nitroglicerina también es un ingrediente de la Goma 2 EC fabricada antes de 1999. Los indicios de contaminación son tales que incluso en un sobre de cocaína hallado en el piso de Leganés y propiedad de los suicidas fueron determinados rastros de nitroglicerol. A la presencia de DNT, propio de la Goma 2 EC pero no de la ECO, se le dio la explicación de que ambos explosivos estaban mezclados en los polvorines de Mina Conchita, y que, por tanto, en los trenes explotó una suerte de cóctel sin pureza que dificulta aún más la posibilidad de establecer de forma irrefutable una marca comercial. El polvo de extintor, última baza para el Titadyn, contenía también ftalato de dibutilo, sustancia exclusiva de la Goma 2 ECO. Con la pericial de explosivos, acaban las jornadas trascendentales del juicio, que ahora irá deslizándose con mayor sosiego hacia su desenlace. Queda por comprobar en qué medida los informes alteran sus peticiones de pena, lo cual esbozaría qué margen de sorpresas habrá en la sentencia. Algún procesado puede salir bien parado con tan sólo una condena por pertenencia a banda armada.

Etiquetas: , ,



Lea mas

29.5.07

 

La perito de los Tedax cambia ahora su versión sobre los análisis del 11-M

 

29-05-07



JUICIO POR UNA MASACRE / El misterio de la dinamita / Día 42

La perito de los Tedax cambia ahora su versión sobre los análisis del 11-M


MANUEL MARRACO

MADRID.- La perito de los Tedax que analizó los restos de los focos en la mañana del 11-M comunicó ayer al tribunal que sí podía detallar las sustancias que había detectado, pese a que al juez Juan del Olmo le dijo que resultaba «imposible» hacerlo. Respecto a la aparición de sustancias ajenas a la Goma 2 ECO supuestamente empleada, explicó que ella almacenó los vestigios de manera que no pudieran contaminarse.

La químico que analizó las muestras de los explosivos el día de la masacre detalló ayer, tres años más tarde, que los «componentes genéricos de la dinamita» a los que se refería en su informe, emitido dos semanas después, eran nitroglicol y nitrato amónico, compatibles tanto con Goma 2 ECO como con Titadyn.

(.../...)

La declaración de la licenciada en Ciencias Químicas ocupó la mayor parte de la sesión de ayer. Durante su larga comparecencia, estuvo escoltada por los ocho peritos judiciales que han elaborado el informe final sobre los explosivos del 11-M (dos policías, dos guardias civiles y cuatro a propuesta de las partes). Todos ellos intervinieron para precisar los puntos que iba abordando el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Javier Zaragoza que, dada la trascendencia de la prueba pericial, decidió hacerse cargo del interrogatorio.

Tras repasar el largo y pulcro historial de la perito -«que no se hayan cuestionado antes sus informes no quiere decir que sean correctos siempre», llegó a intervenir el presidente-, Zaragoza le preguntó por los análisis de los focos.

«¿Recuerda usted qué componentes de dinamita se detectan?». La perito dio unos datos que nunca llegaron al sumario. Según dijo, porque nadie se los había pedido. «Sí. En inorgánicos, nitritos y amonio, con lo cual la lectura es nitrato amónico; y en orgánicos, nitroglicol. Con lo cual la lectura final es dinamita», dijo. Tanto el nitrato amónico como el nitroglicol forman parte de la Goma 2 ECO, de la Goma 2 EC y del Titadyn.

Del Olmo nunca llegó a saber esto. Cuando la llamó a declarar, además de preguntarle por la nitroglicerina, el instructor del 11-M quiso saber «por qué se reflejan en los análisis realizados por ella componentes de dinamita y no especifica sustancias». La respuesta, según la transcripción del Juzgado, fue que, «en atención a la muestra analizada, a las posibles interferencias, desaparición de productos por la propia reacción explosiva y otros factores que en cada caso pueden concurrir, por su experiencia y por las pruebas que se han realizado a lo largo de estos años, sólo se puede fijar el tipo de explosivo (dinamita)». El propio Manzano declaró ante el juez que era «imposible» determinar los componentes.

La perito no hizo un informe escrito de los análisis que realizó en los días 11 de Marzo y siguientes. Nada quedó en papel hasta dos semanas después de la masacre. En ese informe explicaba que en 10 de los 12 focos de la masacre se habían detectado «componentes genéricos». Ante la extrañeza de algunos letrados sobre que no hubiera constancia escrita de nada de lo sucedido, aclaró que sí tomó notas «de carácter personal» sobre los análisis que iba efectuando. Poco después, el tribunal le ordenó que le hiciera entrega de «todas las notas» y «cuantos documentos» tuviera en su poder sobre aquellos primeros exámenes. La experta venía preparada, porque llevaba encima «una copia en limpio» de esas notas, que ya están en manos del tribunal.

La perito fue también la encargada de custodiar las muestras, e intentó «evitar» lo que, según los expertos de la Policía, se produjo: la contaminación de las muestras del 11-M con sustancias que, según la versión oficial, nunca debían haber aparecido (el DNT y la nitroglicerina).

Las muestras que analizó la perito quedaron almacenadas en la sede central de los Tedax de la siguiente forma: en una habitación sin luz, con temperatura constante, en un armario metálico, dentro de una bolsa, dentro de la cual había una caja de cartón con bolsas de plástico que contenían sobres que, a su vez, contenían bolsas cerradas con cinta adhesiva con los vestigios. Ayer dijo no conocer casos anteriores de contaminación de muestras. El presidente aprovechó la oportunidad para preguntarle por la posible contaminación: «¿Es posible que se traspase una sustancia de una bolsa a otra?». «Yo lo guardé así para evitarlo», fue su respuesta.

El interrogatorio del fiscal Zaragoza ya había tocado anteriormente el asunto de la contaminación. En sus respuestas, la perito había aceptado con poco entusiasmo la posibilidad ofrecida por el fiscal jefe, aceptada por los peritos de las Fuerzas de Seguridad y rebatida por el resto.

Según explicó uno de ellos, para contrastar la teoría se realizó un experimento «en las condiciones más favorables» para que se produjera una contaminación que no llegó. Tampoco se pusieron de acuerdo los peritos sobre la aparición de la metenamina, que tampoco forma parte de la Goma 2 ECO.

También compareció ayer el perito de la Policía Científica Manuel Escribano, que llegó a ser imputado «por el ilustrísimo magistrado Baltasar Garzón Real» por el informe del ácido bórico, y contra el que presentó queja ante el CGPJ. El experto comunicó al tribunal que la fiscal presente entonces era Olga Sánchez, la misma que le iba a interrogar ayer. En su breve comparecencia, confirmó que en el zulo de la casa de Morata detectó sustancias compatibles «con casi todas las dinamitas, desde la famosa Goma 2 ECO hasta el Titadyn».



Etiquetas: , ,



Lea mas

This page is powered by Blogger. Isn't yours?