Banner QSVTV

 

 

   La paz sin honor no es paz, es rendición.

 
Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters

        

  Image hosting by Photobucket

    Escribeme

   
 

   Prensa Digital 
Apycom Java Applets
Links solidarios
Apycom Java Applets

Links 

Apycom Java Applets
Otras  bitácoras
Archivos




22.7.06

 

Los sindicatos piden la destitución de Manzano por 'desprestigiar' a los Tedax

 

22-07-06



Los sindicatos piden la destitución de Manzano por 'desprestigiar' a los Tedax


SUP, CEP y UFP le acusan de «incurrir en errores que dejan en entredicho la capacidad y profesionalidad de la unidad» Añaden que «cualquier tedax sabe que la nitroglicerina no es componente de todas las dinamitas»


JOAQUIN MANSO

MADRID.- Las principales agrupaciones sindicales de policías coincidieron ayer en pedir la dimisión del comisario jefe de los Tedax, Juan Jesús Sánchez Manzano, por «desprestigiar» a esa unidad policial en sus declaraciones ante el juez Juan del Olmo, encargado de instruir la causa por los atentados del 11 de marzo de 2004 en Madrid, y durante su comparecencia en el Congreso ante la Comisión de Investigación.

El Sindicato Unificado de Policía (SUP), la Confederación Española de Policía (CEP) y la Unión Federal de Policía (UFP) acusan a Sánchez Manzano, en un comunicado conjunto, de «incurrir en errores que dejan en entredicho la capacidad y la profesionalidad» de los miembros de los Tedax.
(.../...)

El comisario respondió en julio de 2004 ante la comisión parlamentaria que «la nitroglicerina es el componente de todas las dinamitas», lo que, apuntan los sindicatos, «cualquier tedax sabe que no es cierto». Asimismo, el pasado lunes declaró ante Del Olmo que, cuando habló de nitroglicerina, se refería «a las explosiones en general», y no a las que se produjeron el 11-M.

SUP, CEP y UFP aseveran en el documento, que firman sus responsables sindicales de esa especialidad, que «si se hubiera limitado a desempeñar su trabajo como gestor de la unidad y no a extralimitarse en las competencias que son propias de los Tedax, o se hubiera dejado asesorar previamente por quien tiene los conocimientos adecuados, no hubiera incurrido en errores que dejan en entredicho la capacidad y profesionalidad de los Tedax».

En concreto, las declaraciones que han motivado la queja de los sindicatos son aquéllas en las que Sánchez Manzano aseguraba no ser un experto en explosivos, sino en la desactivación de los mismos. «El señor Sánchez Manzano es el jefe de la UCDE-NRBQ, pero no un Tedax. No ha realizado el curso de la Dirección General de la Policía que le habilita como tal, por lo cual no está titulado ni capacitado para desactivar ningún tipo de artefacto explosivo. No entendemos por qué se atribuye una titulación que no tiene. Su puesto es el de gestor de la Unidad, debiéndose limitar únicamente a ello y dejar a los técnicos en desactivación que hagan su trabajo», afirman los sindicatos.

Otra de las manifestaciones de Sánchez Manzano fue que «la nitroglicerina es el componente de todas las dinamitas». SUP, UFP y CEP le reprochan que «cualquier Tedax sabe que eso no es cierto. Él, como no es titulado, no tiene obligación de saberlo, pero debería haberse dejado asesorar previamente por los experimentados y acreditados profesionales tedax que tiene en su unidad».

Los sindicatos creen que el daño causado por Sánchez Manzano a la especialidad afecta «a su gran prestigio tanto nacional como internacional, ganado a través de su trabajo y muchas veces pagado con la misma vida de los tedax intervinientes, en pro de la defensa de la vida, los derechos y las libertades de los ciudadanos».

Además, añaden que los Tedax únicamente se limitan a recoger evidencias del artefacto explosivo y a tomar muestras para su remisión al laboratorio químico encargado de los análisis para identificarlo.

Los sindicatos policiales mostraron el pasado miércoles al ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, su indignación por las noticias aparecidas en los medios de comunicación sobre la actuación de los Tedax en el 11-M, y el SUP le llegó a solicitar que saliese públicamente en defensa de la Policía, según informa Europa Press.

Rubalcaba respondió, durante la primera reunión del Consejo de Policía a la que asistía, que eso sólo serviría para «azuzar» a los protagonistas de esos ataques, aunque no descartaba reaccionar en el futuro. Con todo, aprovechó para trasladar el apoyo del Gobierno a los policías y recordarles que, según todas las encuestas, figuran entre las instituciones mejor valoradas por los españoles.

EL MUNDO publicó el pasado 11 de julio que existía una contradicción entre los informes que constan en el sumario del 11-M sobre la composición de la Goma 2 ECO, el explosivo que fue encontrado a los islamistas en el piso de Leganés, y las declaraciones que realizó Sánchez Manzano ante la Comisión de Investigación del Congreso, el 7 de julio de 2004. El comisario jefe de los Tedax, en respuesta a una pregunta del diputado del PP Jaime Ignacio del Burgo, explicó que «cuando se hace el análisis de los restos del foco de la explosión, logramos encontrar restos de nitroglicerina, que es el componente de todas las dinamitas». Posteriormente, se ratificó en esta afirmación ante el diputado de la Chunta Aragonesista, José Antonio Labordeta. La Goma 2 ECO no contiene nitroglicerina.

A partir de las dudas que suscitó este dato, el Ministerio del Interior informó el 13 de julio de que Sánchez Manzano se había equivocado ante el Parlamento, y que dijo por dos veces nitroglicerina cuando quería decir dinamita.

Asimismo, el juez Juan del Olmo acordó citar como testigo al comisario jefe de los Tedax. El responsable policial compareció el pasado lunes y declaró que, cuando se refirió a la «nitroglicerina», lo hizo para explicar que esa sustancia se detecta «en las explosiones en general», pero no que hubiera aparecido en el caso concreto del 11-M. También resaltó que él no es un experto «en explosivos», sino en su «desactivación».


Lea mas

 

La destitución de Manzano, un clamor policial

 

22-07-06


Impresiones

La destitución de Manzano, un clamor policial


El Sindicato Unificado de Policía (SUP) y la Unión Federal de Policía (UFP) coincidieron ayer en pedir la destitución de Jesús Sánchez Manzano, comisario jefe de los Tedax. Otro sindicato, la Confederación Española de Policía (CEP), acusó a Sánchez Manzano de «desprestigiar» a estos profesionales y atribuirse una titulación que no tiene. SUP y UFP solicitan el relevo inmediato del jefe de los Tedax por haber asegurado ante el Parlamento que la nitroglicerina es un componente de todas de las dinamitas, lo cual es falso. Ambos sindicatos precisan que «cualquier miembro de los Tedax» sabe perfectamente que ello no es así y resaltan que «los errores» del comisario Sánchez Manzano han hecho un grave daño a la imagen de este cuerpo policial. Que los tres sindicatos coincidan en el análisis y que resalten la incompetencia del jefe de los Tedax pone en evidencia que este hombre carecía del perfil adecuado para el cargo. Debería ser destituido por el Gobierno y no ya sólo por lo que dicen los sindicatos sino, sobre todo, por la larga serie de entuertos y errores cometidos por el comisario en la investigación policial del 11-M. Pasados más de dos años de los atentados de Madrid, seguimos sin saber cuál fue el explosivo utilizado en los trenes y si la hipótesis de la Goma 2 Eco sobre la que descansa el sumario es la correcta. Manzano se ha convertido en un lastre para averiguar la verdad.


Lea mas

 

La Realidad De ETA: El Desafío De 'Txapote' Y Las Cartas De Extorsión

 

22-07-06



EDITORIAL

La Realidad De ETA: El Desafío De 'Txapote' Y Las Cartas De Extorsión


Nadie que haya visto las imágenes del juicio por el asesinato, hace diez años, del dirigente socialista Fernando Múgica podrá mantener la ingenua esperanza de que ETA está arrepentida y dispuesta a respetar las reglas del juego democrático. Javier García Gaztelu, alias Txapote, se dejó ver como lo que es: un matón, carente de cualquier voluntad de reinserción. Si anteayer negó al tribunal la legitimidad para juzgar a un «luchador vasco», ayer calificó al magistrado que lo presidía como «monigote de circo»; se negó a tomar asiento entre gritos e improperios; se encaró con los policías que le custodiaban, y, al igual que hicieran los etarras que en diciembre de 2002 colocaron un coche-bomba en Santander, dio una violenta patada al cristal blindado que le separaba de la sala.

Habrá quienes digan que Txapote es un loco, un monstruo, un caso extremo. Sin embargo, aun cuando pueda haber presos de ETA que sí estén dispuestos a pedir perdón a las víctimas y reintegrarse en la sociedad, el de Txapote no es un caso aislado ni muchísimo menos. Como bien ha dicho el presidente de la Audiencia Nacional, Carlos Dívar, su actitud desafiante «es una manifestación de lo que es el terrorismo y de lo que son sus protagonistas». ETA es una banda mafiosa y criminal a la que ningún Gobierno debería convertir en interlocutora de un «conflicto político». Y menos aún cuando no ha dado ninguna señal de querer abandonar la violencia.

La actitud de Txapote podría reflejar una frustración personal ante el hecho más que probable de que, como desea el hijo de Fernando Múgica, se acabe pudriendo en la cárcel. El fiscal jefe de la Audiencia ha pedido que se haga en su caso «Justicia con mayúsculas». Sin embargo, la reacción del asesino de Múgica y Miguel Angel Blanco también refleja el envalentonamiento que todo el entorno de ETA y Batasuna viene exhibiendo desde que el Gobierno decidió sustituir la estrategia de derrota definitiva de los terroristas por la de la negociación.

Los esfuerzos del PSOE para blanquear a Batasuna y su empeño en minimizar aquellos datos concretos que demuestran que ETA sigue actuando y extorsionando sobrepasan, en este sentido, las líneas rojas de la responsabilidad. El último ejemplo es el de la nueva remesa de cartas de extorsión, fechadas en junio y denunciada por la Confederación de Empresarios Navarros. El PSOE primero intentó restar credibilidad a la acusación y sólo cuando las Fuerzas de Seguridad corroboraron la existencia de las cartas, el Gobierno se avino a dar una explicación. La vicepresidenta aseguró ayer que no tiene «conclusiones definitivas» sobre las cartas. Es una respuesta huidiza e insatisfactoria, máxime cuando la denuncia de los empresarios coincide con los datos arrojados por la investigación judicial sobre la red de extorsión de ETA. Entre ellos, el escandaloso chivatazo de agentes policiales a los etarras. El Gobierno no puede actuar según la vieja sentencia de que «no dejes que la realidad te estropee un buen titular». Tiene la obligación de llegar hasta el fondo de este asunto. Y si se demostrara que en efecto las cartas son auténticas, debe posponer sine die su primer encuentro oficial con los colegas de Txapote hasta que ETA dé muestras inequívocas de su voluntad de enmienda y disolución.


Lea mas

 

'Txapote' llama 'monigote de circo' al juez y se niega a obedecerle

 

22-07-06



'Txapote' llama 'monigote de circo' al juez y se niega a obedecerle


Mantiene un enfrentamiento con el presidente de Sala, que ordenó a la Policía que le esposara - El fiscal jefe confirma su petición de 72 años de cárcel por el atentado contra Fernando Múgica

MANUEL MARRACO

MADRID.- Txapote amplió ayer su catálogo de desafíos al tribunal. A las patadas, gritos y desobediencias protagonizadas por etarras en juicios recientes, el miembro del comando Donosti añadió los insultos al presidente de la Sala.

En un momento de la segunda sesión del juicio por el asesinato del dirigente socialista Fernando Múgica, el presidente de la Sección Tercera de la Audiencia Nacional, Alfonso Guevara, ofreció al acusado la posibilidad de sentarse. La respuesta de Txapote comenzó por el «ahora no quiero» y acabó con un «para monigote de circo tú, yo no» dirigido al magistrado. Guevara ordenó entonces a las Fuerzas de Seguridad que le esposaran y durante el resto de la vista dos agentes de la Policía permanecieron junto a Francisco Javier García Gaztelu dentro de la cabina blindada.
(.../...)

El rifirrafe concluyó con el fiscal pidiendo al tribunal que dé cuenta a los juzgados y a la prisión de la actitud de Txapote, con el presidente negándose a que constara la protesta del abogado del etarra y con éste pidiendo que constara la protesta porque no se le permitía protestar. Al final, Guevara también ordenó deducir testimonio contra el letrado, Alfonso Zenón, por considerar que había acusado al tribunal de torturas, «en especial al presidente», según informa Efe.

El incidente dio paso al turno en el que el fiscal jefe, Javier Zaragoza, ratificó los 72 años de prisión que pide para García Gaztelu: 30 por el asesinato, otros 30 por disparar contra dos ertzainas que le persiguieron en su huida, seis por robo y seis por falsificación.

Además, para cumplir con las instrucciones de la Fiscalía General, Zaragoza modificó el escrito de acusación para solicitar que durante los 10 años siguientes a su excarcelación el etarra no pueda acudir a San Sebastián. Múgica fue asesinado en el centro de la ciudad el 6 de febrero de 1996, cuando acudía a pie desde su despacho a los juzgados de la ciudad.

Zaragoza expuso ante el tribunal -completado por Fermín Echarri y Flor Sánchez- el abrumador material probatorio que pesa contra Txapote por este asesinato. El jueves, en la primera jornada del juicio, el hijo del asesinado José María Múgica reconoció «sin ningún género de dudas» a Txapote como el asesino de su padre. También fue reconocido por la persona a la que robó el coche en su huida en un testimonio que el fiscal describió «de gran valor cívico». A esos reconocimientos se suman, explicó Zaragoza, numerosos informes técnicos.

El fiscal jefe recordó que durante varios años coincidió en San Sebastián con Fernando Múgica, al que describió como «un ciudadano de bien, bueno y querido», un profesional «excelente» y «un demócrata convencido, un tolerante y un luchador por la libertad». Según dijo, su asesinato supuso un ataque «al corazón de la Justicia y al corazón del Estado de Derecho».

«Ante un asesinato cruel y despiadado hay que hacer justicia con mayúsculas, que incluya cierta reparación para la familia. No es posible reparar el dolor, pero sí mitigarlo con el castigo de los culpables. Con el castigo de Txapote, aplicando la ley penal con todo el rigor. Ésa es la respuesta», concluyó Zaragoza.

La de ayer fue la primera acusación mantenida por Zaragoza desde que se hizo cargo de la Fiscalía de la Audiencia Nacional. Por esa razón, Guevara le deseó éxitos profesionales, un deseo que dijo, compartía con el resto de acusaciones y -ante el gesto estupefacto del letrado Zenón- de la defensa.

ENFRENTAMIENTO ENTRE PRESIDENTE Y ACUSADO

- Guevara: Si el acusado desea sentarse...

- 'Txapote': No me da la gana ahora.

- G.: (Dirigiéndose a los policías) ¡Siéntenle!

- 'T'.: ¿Qué pasa?, ¿vamos a estar con estas tonterías de siéntense una y otra vez?

- G.: ¡Manténganle esposado al asiento!

- Defensa: Señoría, quisiera expresar mi protesta de la defensa.

- 'T'.: ¡A la silla, que me esposen a la silla también y los pies, y la boca! ¿Así nos queréis?

- Defensa: Que se tenga que decir que se siente y que se levante me parece que no ha lugar.

- 'T'.: ¿Qué queréis, circo? Todo vale para el circo.

- G.: (Al abogado) Se le ha dicho que si desea sentarse y ha dicho que no le da la gana.

- 'T'.: (A Guevara) Para monigote de circo tú, yo no.

- G.: Ante esta actitud, sí le ordeno sentarse.

- Defensa: Que conste la protesta porque...

- G.: ¡No consta ninguna protesta!

- Defensa: Pues que conste la protesta porque no se deja constar la protesta.

- G.: ¡Aquí no se interrumpe!

- 'T'.: (A Guevara) ¿Me vas a decir tú cuándo me puedo levantar y cuándo no?

- G.: Sí señor, porque lo ordeno yo. ¡Se acabó!

- 'T'.: Tú no te puedes imponer sobre mí.


Lea mas

 

«Les habría encantado estar en la foto de las Azores»

 

22-07-06



«Les habría encantado estar en la foto de las Azores»


José María Aznar dice que contará en sus memorias quiénes, entre sus críticos, quisieron acudir - El presidente de FAES vaticina un aumento de los impuestos del 30% en los tres años de Zapatero

LORETO MARMOL. Especial para EL MUNDO

EL ESCORIAL (MADRID).- El ex presidente del Gobierno José María Aznar señaló que quienes le critican por la foto de las Azores lo hacen porque «les encantaría» haber estado allí.

«Hay gente», afirmó, «que critica la foto de las Azores no tanto porque yo estuviera en la foto, sino porque no estaban los que la critican, que les encantaría». «Esto lo dejo para un episodio de mis memorias, que lo contaré con nombre y apellidos, en algunos casos», añadió.

Con estas desenfadadas palabras pronunciadas durante el curso Una visión liberal de España y del mundo, organizado por la Universidad Complutense de Madrid en El Escorial, el ex jefe del Ejecutivo pasó a la ofensiva política y dialéctica en relación a uno de los símbolos que marcaron el final de su mandato.
(.../...)

El principal mensaje de su intervención, en todo caso, se centró en la defensa del modelo económico liberal y en la crítica a la política fiscal de José Luis Rodríguez Zapatero. En este sentido, llegó a apostar por que los tres primeros años de Gobierno socialista se van a traducir en un incremento de los impuestos en un 30%. La presión fiscal, insistió Aznar, ha subido «notablemente» en los dos últimos años.

«Eso sí es de izquierdas», ironizó Aznar, «a pesar de que tiene enemigos en España en múltiples frentes».

Recordó las palabras de Zapatero cuando, siendo candidato del PSOE, dijo que «bajar los impuestos es de izquierdas». El «de todo más, de todo gratis», prosiguió, forma parte de un discurso económico «aparentemente respetuoso del mercado» que intenta «ocultar la realidad».

El presidente de FAES denunció algunas de las «amenazas que se producen en regímenes democráticos». Por ejemplo, las leyes que retiran licencias a los medios de comunicación que vierten opiniones críticas contra el Gobierno, «como las que han sido aprobadas en Cataluña». Asimismo, indicó que se daña «gravemente» la libertad con la apropiación partidaria de las instituciones económicas reguladoras, «cuando se sitúa en las instituciones a personas que no velan por el interés general, sino por el de un determinado partido político», o cuando se ignora la recomendación del presidente del Tribunal de Defensa de la Competencia.

Si la Justicia tiene que intervenir para evitar atropellos del Estado significa que la libertad de mercado «anda de capa caída». Aznar subrayó la decisión «inédita» de la Audiencia Nacional de aplicar medidas cautelares ante decisiones arbitrarias de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, y criticó la actuación del Ejecutivo en la OPA de Gas Natural sobre Endesa refiriéndose a la «suspensión de una decisión del Gobierno por el Tribunal Supremo».

En su defensa del modelo liberal, razonó que los países con mayores niveles de libertad económica son también los más «prósperos».


Lea mas

21.7.06

 

¿Quienes son los nazis?

 



Convocados por el PSOE, los "pacifistas" se manifiestan por la "paz", hasta que aparece una pancarta denunciando a los terroristas de Hizbola, al portador de la pancarta de le echa llamandole provocador, hijoputa y asesino. Pensamiento equilibrado se llama eso.



Lea mas

 

La chuleria de un asesino

 



Lea mas

 

El Congreso renuncia a que el Gobierno aclare las falsedades del jefe de los Tedax

 

21-07-06



El Congreso renuncia a que el Gobierno aclare las falsedades del jefe de los Tedax


Zaplana acusa al PSOE de permitir que «se mienta en sede parlamentaria» - El portavoz del Partido Socialista pide que haya un juicio cuanto antes y dice que el PP busca «retrasarlo
»

CARMEN REMIREZ DE GANUZA

MADRID.- La Diputación Permanente del Congreso rechazó ayer, por 25 votos contra 15, la petición del PP de que comparezca el ministro del Interior para explicar las «contradicciones» surgidas en torno al explosivo de los trenes del 11-M y el testimonio falso o erróneo del jefe de los Tedax. En una sesión cargada de tensión y acusaciones cruzadas, socialistas, comunistas, convergentes, nacionalistas vascos y miembros del Grupo Mixto se opusieron -sin abstención alguna- a que Alfredo Pérez Rubalcaba aclare qué decía en realidad el primer informe de laboratorio realizado por los Tedax y a que responda del «error» admitido ahora por su máximo responsable, Juan Jesús Sánchez Manzano, de haber atestiguado en sede parlamentaria que se halló «nitroglicerina».
(.../...)

Mientras Eduardo Zaplana reclamó al Gobierno que colabore en el esclarecimiento de esa «verdad» que el propio Rubalcaba demandaba el 13-M, los representantes de los demás grupos le reprocharon uno tras otro su «obsesión», su «delirio», la conversión de su partido en una «correa de transmisión de un medio de comunicación», en referencia al diario EL MUNDO, y su intención de «retrasar y anular el juicio», incluso de «saltarse los procedimientos democráticos».

A la advertencia del portavoz popular de que «el sumario se ha cerrado como se cierra una burbuja de aire [...] que podría terminar reventando en cuanto se eleve a otras instancias judiciales», le replicó el coordinador de IU, Gaspar Llamazares: «No convertiremos a esta Cámara en un tribunal de apelación y mucho menos en un juicio paralelo». Incluso llegó a exhortar a Zaplana a que opte por «personarse» en la causa judicial.

Al emplazamiento que hizo Zaplana al PSOE, a atender no sólo ya al interés general de los españoles y el de las víctimas, sino al suyo propio -«son, señores socialistas, ustedes los primeros en sufrir la espada de Damocles de haber llegado al poder en medio de una situación de crisis, y los más interesados en aclarar hasta el más mínimo detalle», afirmó-, le respondió el portavoz socialista, Antonio Hernando: «Ustedes están buscando retrasar ese juicio porque el día que se celebre van a tener que dar muchas respuestas políticas; y respecto a su propio futuro, señor Zaplana, el suyo y el de todas las personas que estaban en primera línea el 11 de Marzo».

Más allá del cruce de acusaciones políticas, los populares dejaron claro su vano empeño en reclamar al Gobierno dos cosas puntuales. Por un lado, el primer informe de los Tedax, elaborado en la mañana del 11-M, también reclamado por escrito en otro trámite parlamentario. Como es sabido, la referencia de los Tedax a la nitroglicerina, de la que también dieron cuenta los teletipos del día de la masacre, es incompatible con las muestras de Goma 2 ECO halladas en poder de los islamistas.

En el fragor de su intervención, el diputado del PSOE llegó a sugerir que el propio Zaplana, en su condición de ministro portavoz del Gobierno, pudo haber tenido que ver con aquellos teletipos. En cuanto al trabajo de los Tedax, Hernando objetó a Zaplana que el sumario contiene ya dos informes «sobre el material explosivo» y que «en ambos se dice que no hay nitroglicerina».

«El portavoz socialista», contestó con contundencia Zaplana, «dice que lo que había en la Kangoo, en la mochila y en el piso de Leganés [a los que hacen referencia los dos informes citados] lo había también en los trenes». «¿Pero no será más fácil traer el informe de los técnicos sobre lo que había en los trenes, que escucharle a usted, con todo el respeto del mundo?», le preguntó.

En segundo lugar, los populares reclamaron la responsabilidad política, sea cual fuere, de que el alto responsable del Ministerio del Interior «no dijera la verdad» al Parlamento.

«En el Congreso», dijo Zaplana, «no se puede mentir, ni equivocarse sin dar justificación alguna por extenso y en la propia sede». Por su parte, dejó ver su incredulidad sobre el pretendido error del Tedax. «¿Acaso no preparó a conciencia el señor Sánchez Manzano su intervención ante la Comisión?»; «¿Acaso es creíble que el máximo responsable de la desactivación de explosivos se equivoque, sólo cuatro meses después de los atentados, sobre el elemento central del debate en torno al 11-M?»...

«Señorías», dijo, «no estamos hablando de un aprendiz de pirotecnia, sino de uno de los expertos más cualificados en explosivos de España». «Acaban de sentar ustedes un precedente estupendo», añadió en la replica. «En el Congreso no hay que decir la verdad porque nadie va a pedir responsabilidades posteriormente». Dicho lo cual, nada le impidió a Zaplana volver a escuchar en las sucesivas intervenciones que quien no dijo la verdad fue el Gobierno del PP. «Está amortizado que ustedes mintieron», dijo Hernando.

La apuesta política del PP llegó, en todo caso, más lejos que nunca en estos dos años largos de legislatura. Algunas de las preguntas ya las había lanzado anteriormente: «¿Por qué conformarnos con la verdad de un sumario que reconoce no saber quiénes son los autores intelectuales de los atentados ni quiénes montaron las bombas ni quiénes las dejaron en los trenes?»; «¿por qué quedarse tan anchos ante una investigación en la que, de los 40 implicados, 34 son confidentes policiales...?».

Y es que el propio Zaplana vino a sugerir una respuesta a todas sus preguntas: «Lo que se consigue callando ante tal aluvión de evidencias es que ese silencio pueda interpretarse como sospechoso y cómplice».


Lea mas

 

Un Paupérrimo Debate Que Sienta Un Pésimo Precedente

 

21-07-06



Editorial

Un Paupérrimo Debate Que Sienta Un Pésimo Precedente


Y luego los políticos se preguntan por qué tienen tan mala reputación entre los ciudadanos. El espectáculo que dieron ayer los miembros de la Diputación Permanente fue a todas luces desolador. Una muestra de la mezcla de desidia y nula altura dialéctica y política de buena parte de la clase dirigente de nuestro país. Sobre todo cuando de lo que se trataba era de intentar arrojar luz sobre la mayor masacre terrorista de la historia de España, en la que perdieron la vida 192 personas y resultaron heridas más de mil. Reducidos a monaguillos del poder, todos los demás grupos se coaligaron para rechazar la comparecencia del ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, solicitada por el PP, que con toda la razón, reclama una explicación clara y coherente sobre las importantísimas contradicciones y dudas que -desde la publicación de los autos de procesamiento y conclusión- han surgido en torno al tipo de explosivo que estalló en los trenes. Un asunto que el portavoz popular Eduardo Zaplana -el único a la altura de la ocasión- calificó acertadamente como la «piedra angular» del sumario del 11-M.

La comparecencia de Rubalcaba habría sido una excelente oportunidad para interrogar al que hoy es el máximo responsable de las Fuerzas de Seguridad por el misterioso informe realizado tras el análisis de los restos de los focos y que debería aclarar la presencia o no de restos de nitroglicerina en los trenes. Así lo sugieren las primeras informaciones divulgadas por Efe y Europa Press la propia tarde del 11-M, las palabras del jefe de los Tedax, Jesús Sánchez Manzano, ante la Comisión de Investigación cuatro meses más tarde; y el hecho de que el entonces ministro del Interior anunciara que el explosivo que había causado la masacre era Titadyn basándose en las informaciones de los Tedax. Pero además, si hubieran tenido el mínimo interés en el esclarecimiento de la verdad, sus señorías podrían haber exigido al ministro que explicara también los sospechosos cambios de versión de Sánchez Manzano y sus falsedades ante el juez del Olmo.

El Grupo Popular tiene razón en que aquí está en juego no sólo el esclarecimiento de uno de los puntos clave del 11-M, sino también la propia respetabilidad de la Cámara. Al renunciar a su derecho a reclamar una explicación al Gobierno, los grupos sientan el pésimo y peligroso precedente de que un alto cargo policial puede hacer afirmaciones categóricas ante el Parlamento y luego desmentirlas alegremente ante el juez. ¿Qué ejemplo es ése de cara a futuras comparecencias y comisiones de Investigación?

Pero lo que más desasosiego provoca es el nivel de los argumentos esgrimidos por los distintos portavoces para eludir su responsabilidad. El sustituto de López Garrido recurrió al viejo y manoseado ataque a la «generación política» de Acebes y Zaplana; calificó los datos e incógnitas como «chismes y cuentos», y se permitió el sarcasmo sin gracia de afirmar que «en Bombay nunca han visto a Txeroki». No fue más edificante la intervención de Llamazares, mientras las de Joan Puig y Margarita Uría apenas sobrepasaron el rango de caricatura.

El desdén que todos los grupos, con la excepción paradójica del que en el 11-M ostentaba la responsabilidad del Gobierno, es impropia de una democracia parlamentaria. Qué ajeno es todo esto a las promesas de regeneración democrática y transparencia con las que Zapatero llegó al poder.


Lea mas

 

José María Múgica reconoce a 'Txapote' en el juicio

 

21-07-06



ALTO EL FUEGO / La acción judicial
«Ése es el asesino de mi padre, no olvidaría su rostro en mil años, que se muera en la cárcel»

José María Múgica reconoce a 'Txapote' en el juicio


MANUEL MARRACO

MADRID.- Sólo cuando el fiscal se lo pidió, José María Múgica se giró hacia Txapote. La distancia era un poco mayor que hace 10 años, cuando ambos se cruzaron instantes después de que el miembro del comando Donosti disparara en la nuca a su padre: «Sin ningún género de dudas ése es el asesino, del que deseo que se muera en la cárcel».

Francisco Javier García Gaztelu, Txapote, volvió ayer a la Audiencia Nacional para ser juzgado por el asesinato del dirigente socialista Fernando Múgica Herzog, el 6 de febrero de 1996 en el centro de San Sebastián.
(.../...)

Poco antes de que el fiscal jefe, Javier Zaragoza, le pidiese mirar al acusado, José María Múgica había explicado a la Sección Tercera que recordaba perfectamente a los dos terroristas con los que se cruzó cuando corría al lugar donde acababan de matar su padre. «Es un reconocimiento inequívoco, imborrable. Pasarán mil años y esos dos rostros uno los tendrá siempre [...] Pasaron tan cerca que se produjo prácticamente un encuentro», dijo.

El fiscal Zaragoza -en su primera acusación desde que hace dos meses fue nombrado fiscal jefe- solicita a la Sección Tercera que condene a Txapote a un total de 72 años de cárcel: 30 por el asesinato, otros 30 por disparar contra dos ertzainas que le persiguieron en su huida junto a Valentín Lasarte, seis por robo y seis por falsificación. Tanto Lasarte como Juan Luis Aguirre Lete, que ayer comparecieron como testigos, ya han sido condenados por este asesinato.

Como en los recientes juicios por los asesinatos de los concejales José Luis Caso y Miguel Angel Blanco, Txapote estuvo desafiante y altivo. Dentro de la cabina blindada, esta vez solo, permaneció casi todo el tiempo de pie, paseando inquieto con los brazos cruzados y la barbilla alta.

Sus únicas palabras también fueron de desafío. «No reconozco a este tribunal para juzgar a luchadores vascos y no quiero participar en este circo mediático». Ante la respuesta del presidente del tribunal, Alfonso Guevara, de hacer «caso omiso a sus palabras», añadió: «Ya he dicho todo lo que tenía que decir».

El presidente del tribunal -completado por los magistrados Fermín Echarri y Flor Sánchez- también reconvino a Lasarte cuando cambió su habitual «no me acuerdo» por el «no me apetece recordarlo». Respecto a Irantzu Gallastegui, compañera sentimental y de comando de Txapote, ordenó que se le acusara por negarse a testificar, según informa Europa Press.

Txapote se negó a responder a la docena de preguntas que el fiscal jefe dejó en el aire. Entre ellas, si sentía algún remordimiento por el asesinato. Tampoco obtuvieron respuestas el resto de acusaciones: la familia de Múgica, la Asociación de Víctimas del Terrorismo y el colegio de Abogados.

Sólo después de declarar como testigo, José María Múgica pudo reunirse con sus otros dos hermanos, Rubén y Fernando, y su madre, María del Carmen Heras. Junto a ellos, entre el público, amigos y compañeros de partido del asesinado. Allí estaban el ex secretario general del PSE, Nicolás Redondo Terreros, y, en el otro extremo de la Sala, los socialistas vascos Ramón Jauregui y José María Benegas.

También estuvo presente Maite Pagazaurtundua. «En las escenas de los juicios no vemos ningún tipo de ductilidad ni de avance en algo que se pueda aproximar a un proceso del fin del terrorismo», dijo la presidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo después del juicio, que está previsto que concluya hoy.

En una rueda de prensa posterior, la familia del asesinado pidió a PSOE y PP que se unan contra ETA. «Somos unos radicales. Queremos a los asesinos en prisión y a Batasuna en la más permanente y eterna ilegalidad», dijo Rubén Múgica.



Lea mas

 
 

21-07-06



POLITICA EXTERIOR / Moratinos abronca a un empresario judío por tachar las palabras del presidente en Alicante de «antisemitas» / El embajador hebreo dice que la manifestación de ayer es un «premio al terrorismo islámico»

Moratinos abronca a un empresario por llamar «antisemita» a Zapatero

MARISA CRUZ

MADRID.- Los pronunciamientos y los gestos de Rodríguez Zapatero a propósito de la crisis del Líbano amenazan con poner en el disparadero las relaciones entre España e Israel. Ayer, el ministro de Exteriores, Miguel Angel Moratinos, hubo de salir en defensa del presidente llegando incluso a abroncar públicamente a Mauricio Hatchuel, un destacado empresario judío que calificó de «antisemitas» las palabras de Zapatero en Alicante, cuando criticó el «uso abusivo de la fuerza» por parte de Israel, antes de fotografiarse con un pañuelo palestino.

(.../...)

«Que sea la última vez que públicamente denuncies, condenes y te expreses de esa manera sobre un Gobierno de España», le dijo indignado el ministro. «No voy a tolerar, como Gobierno socialista y Gobierno español, que digas públicamente que el presidente del Gobierno es antisemita», añadió.

Moratinos, evidentemente disgustado, hubo de hacer frente no sólo a los reproches que le lanzaron un par de miembros de la comunidad judía presentes en el desayuno -hubo otro que, después de Hatchuel, tomó la palabra para asegurar que se sienten «desconcertados»-, sino también a varias preguntas de los periodistas incidiendo en la actitud de Zapatero en esta crisis, que coincide poco con la postura expresada desde el principio por el Ministerio de Asuntos Exteriores y difiere también de la posición común adoptada por los miembros de la Unión Europea.

El embajador de Israel en España, Víctor Harel, presente en el acto, advirtió al término del mismo que las relaciones entre su país y España «no atraviesan ahora por su mejor momento».

El representante israelí no quiso comentar expresamente la fotografía de Zapatero con la kufiya palestina -como diplomático está obligado a mantener abiertos los canales de comunicación con el Ejecutivo español-, pero resulta evidente que el gesto del presidente es la gota que amenaza con desbordar el vaso de la contención diplomática.

El embajador también señaló a este periódico que las palabras de Hatchuel en ningún caso debían interpretarse como representativas del Estado de Israel. Su país, recordó Harel, no puede, pese a todo, dejar de sentirse agradecido ante la «muchísima comprensión que ha demostrado este Gobierno hacia el Holocausto». En sentido similar se pronunció el actual presidente de la Comunidad Judía de España, Jacobo Israel.

Sin embargo, el embajador israelí también apuntó que a su Gobierno le «preocupa» ver cómo las «declaraciones españolas [en relación con la crisis del Líbano] van más allá del consenso europeo y del alcanzado en el seno del G-8 que», en su opinión, «ha sido muy equilibrado».

Moratinos, por su parte, intentó restar trascendencia al último episodio de este embrollo: la polémica instantánea del presidente luciendo la kufiya. «No significa nada. No tiene ningún sentido», dijo, «extraer una conclusión política de ese gesto que fue de amistad ante los jóvenes» que le entregaron el pañuelo en Alicante.

El jefe de la Diplomacia se esfuerza por trasladar la idea de que, en ningún caso, España se escora hacia el bando de las milicias armadas terroristas de Hizbulá, cuyas acciones están, en su opinión, «en el inicio de esta crisis», lo que no impide al mismo tiempo que reproche a Israel el haber emprendido «el camino equivocado» al centrar toda su estrategia en el empleo de la fuerza militar sin cuartel.

Pese a todo, el esfuerzo de Exteriores sufrió ayer por la tarde un nuevo varapalo con la manifestación celebrada en Madrid y convocada, entre otros, por el PSOE, en la que proliferaban las pancartas anti israelíes.

Desde el mismo momento en que se lanzó la convocatoria, el acto suscitó el estupor de la representación diplomática de Israel. El embajador hebreo la interpretaba, «a la vista de cómo está planteada», como «un premio al terrorismo islámico».

«En vez de manifestarse contra el terrorismo islámico y contra las acciones que nos llevaron a reaccionar», afirmó Harel al término del desayuno informativo con Moratinos, «hay una manifestación, a la que se une el partido gubernamental, contra Israel, que es un premio al terrorismo islámico. Lo lamentamos profundamente».

A la polémica se sumó igualmente el Partido Popular. Dos de sus diputados -Jorge Moragas, secretario de Relaciones Internacionales del partido, y Gustavo de Arístegui, portavoz de Exteriores del Grupo Popular en el Congreso- convocaron a la prensa en la sede de Génova para volver a acusar a Zapatero, como ya hicieran el miércoles en el Congreso, de hacer gala de «un mal disimulado antisionismo muy teñido de un fondo ideológico con fuerte carga antisemita».

Ambos le reprocharon tanto sus «desequilibradas» declaraciones en torno al conflicto de Oriente Próximo como la foto de la kufiya. Según los populares existe un «discurso distinto y un abismo entre los cuerdos y declaraciones de Moratinos en la UE» y los planteamientos del presidente del Gobierno. En este sentido, reclamaron la dimisión del ministro de Asuntos Exteriores porque, en su opinión, el presidente «lo está desautorizando un día sí y otro también».

Acusaron, además, a Zapatero de «romper otro consenso en política exterior» y de «deslizarse por el tobogán de la radicalidad» y apostaron por «desenmascarar su demagogia populista».

Según el PP, el presidente del Gobierno está obligado a «rectificar» y por ello le pidieron que desautorizara la manifestación convocada para ayer por la tarde. «Si no es así», advirtieron, «nos situaremos en el prólogo de una crisis diplomática profunda con Israel».

En relación con la foto del pañuelo palestino, los populares hicieron hincapié en su «absoluta inoportunidad» porque, afirmaron, la kufiya no representa lo mismo en Palestina que en Alicante. Aquí, recordaron, es un símbolo que ha sido adoptado por los radicales y que incluso han hecho suyo «Jarrai y Batasuna».


Lea mas

20.7.06

 

El informe del 11-M entregado por los Tedax da un resultado inverosímil

 

20-07-06



11-M LA INVESTIGACION / Dudas sobre el explosivo

El informe del 11-M entregado por los Tedax da un resultado inverosímil


CASIMIRO GARCIA-ABADILLO

MADRID.- Poco a poco, van apareciendo los informes. El pasado lunes, el Ministerio del Interior remitió a este periódico uno de ellos: el que llevó a cabo el Servicio de Análisis Científico de la Policía Científica el mismo día 11 de Marzo.

Ese informe, que por cierto no constaba en el sumario, fue el que entregó la inspectora de los Tedax que llevó a cabo los análisis sobre los explosivos al juez Juan del Olmo tras prestar declaración el pasado martes en la Audiencia Nacional. El día anterior lo había hecho su superior y máximo responsable de los Tedax, Juan Jesús Sánchez Manzano.

(.../...)

En dicho informe, los peritos de la Policía Científica comparan los restos de explosivo hallados en el papel parafinado localizado en el registro de la Renault Kangoo con una muestra patrón de Goma 2 ECO pura y con restos recogidos en uno de los trenes. Las muestras fueron remitidas a la Policía Científica por parte del Servicio Central de Explosivos. Es decir, por los Tedax.

La muestra referenciada como número 1 («polvo de color rosáceo», según reza el informe) es la que se corresponde con los restos recogidos «en el foco número 3 de la estación de El Pozo» (según se especifica posteriormente en el informe pericial ampliado del día 12 de marzo).

La muestra número 2 es la que se corresponde con los restos del «supuesto cartucho explosivo encontrado en la furgoneta Renault Kangoo matrícula 0576-BRX».

La muestra número 3 se corresponde con una «sustancia extraída de un cartucho de dinamita Goma 2 ECO, enviada como patrón para cotejo con la anterior», ya que, según se dice en el informe pericial ampliatorio realizado el día 12 de marzo, «técnicos de esta Unidad sospechan pueda ser idéntica a la anterior».

Primera cuestión que llama la atención: en lugar de remitirle al laboratorio los restos encontrados en la Renault Kangoo (se supone que ésa era una prueba fundamental para determinar el tipo de explosivo utilizado en el atentado) para que los peritos determinaran su composición, Sánchez Manzano decidió que se cotejara con una muestra indubitada de dinamita Goma 2 ECO y no con ninguna otra muestra de explosivo.

Es decir, que los referidos «técnicos de esta Unidad» orientaron la investigación a priori hacia un tipo determinado de explosivo, curiosamente el que echaba por tierra la tesis del Gobierno sobre la autoría de ETA.

Segunda cuestión que llama la atención: la muestra que se envía de los focos de las explosiones para su comparación con las dos anteriores es justamente la del foco número 3 de la estación de El Pozo, donde, según el informe ampliado, «no se detecta la presencia de ninguna sustancia digna de mención».

Es decir, que en lugar de remitir al laboratorio restos de alguno de los ocho focos donde se encontraron «componentes de dinamita», se enviaron al laboratorio restos de uno de los dos únicos focos donde no se detectó nada significativo.

Tercera cuestión llamativa: aunque el asunto pasó desapercibido para el juez Del Olmo y para la mayoría de los ciudadanos, lo más importante de este informe (realizado, recordemos, el día 11 de marzo de 2004) es precisamente un error. O, como opinan expertos en explosivos consultados por EL MUNDO, el resultado de una burda manipulación.

Según revela el citado informe, en las muestras 2 y 3 (es decir, en los restos encontrados en la Kangoo y en la muestra patrón) se detectaron los siguientes componentes: nitrocelulosa, nitroglicol, nitrato amónico, ftalato de dibutilo y metenamina.

Los primeros cuatro elementos son los que componen la Goma 2 ECO. Pero la metenamina (un compuesto que sí aparece, sin embargo, en explosivos de tipo militar) no forma parte de la dinamita Goma 2 ECO.

Según la versión que dio al juez Del Olmo el propio Sánchez Manzano ¡14 meses después de realizarse este informe! (es decir, el 20 de abril de 2005), «la presencia de metenamina en dos muestras, una de ella indubitada, se debe a contaminación».

Según los expertos consultados por EL MUNDO, es materialmente imposible que dos muestras (una de ellas indubitada) se contaminen al mismo tiempo de una misma sustancia.

Lo más probable, según apuntan dichas fuentes, es que Sánchez Manzano -que, como se ha visto, tenía mucho interés en demostrar que el explosivo utilizado era Goma 2 ECO y no ningún otro- enviara al laboratorio de la Policía Científica una muestra patrón contaminada efectivamente con metenamina, y que la muestra remitida para el cotejo no fuera la que se obtuvo en la Renault Kangoo, sino una parte de la misma muestra que se mandó como indubitada.

Según esa interpretación, de esa forma habría total garantía de que el resultado fuera inequívoco: una y otra serían iguales. Es decir, Goma 2 ECO, como Sánchez Manzano quería demostrar.

La fatalidad, sin embargo, le jugó una mala pasada al comisario jefe de los Tedax. Si la muestra patrón hubiese sido Goma 2 ECO pura no habría habido ningún problema. Sin embargo, la aparición de la metenamina despertó sospechas en la Guardia Civil, cuyo servicio de Desactivación de Explosivos fue quien pidió al juez Del Olmo una aclaración sobre la sustancia llamada metenamina, que no forma parte de los elementos que conforman la Goma 2 ECO.

Las partes personadas en la causa valoraron, sin duda, la importancia de este dato y solicitaron al juez la realización de un «análisis cuantitativo» de las muestras 2 y 3 (es decir, la que se corresponde con los restos de la Kangoo y la muestra patrón).

El pasado 12 de enero, Del Olmo solicitó al laboratorio de análisis químico de la Policía Científica que se llevasen a efecto dichas pruebas.

Realizarlas era muy importante porque con ellas se podría determinar la proporción de cada uno de los elementos que contenían ambas sustancias. Si la proporción fuera la misma, podría decirse, sin duda, que los restos de la muestra patrón y los de la enviada para cotejo provenían exactamente la misma sustancia, lo que confirmaría la sospecha de los expertos consultados por este periódico.

¿Qué ocurrió después? A petición de la Comisaría General de Policía Científica (Unidad Central de Analítica), Sánchez Manzano remitió el pasado 18 de enero al laboratorio de dicha Comisaría lo siguiente:

«Muestra número 2:

- Bolsa A: Resto del análisis del Informe 173-Q1-04 (es decir, del Informe del día 11 ampliado el día 12 de marzo).

- Bolsa B: 0,079 gramos de muestra perteneciente al duplicado preservado en esta Unidad a disposición Judicial». Y añade: «Se significa que se carece de mayor cantidad».

El día 1 de febrero de 2006, el jefe de sección de análisis químico del laboratorio de la Policía Científica, Francisco Ramírez Pérez, remitió al juez Del Olmo una «nota explicativa» sobre los análisis cuantitativos solicitados.

Según el citado jefe de análisis, «no se dan las condiciones óptimas para la realización del análisis cuantitativo de la Muestra número 2» (la de la Renault Kangoo), porque, según el criterio de el jefe de la Unidad Central de Analítica, José Andradas Heranz, para hacerlo sería necesario contar con una cantidad «de entre 30 y 40 gramos» de dicha sustancia.

En resumen, que en el sumario no se podrá determinar si lo que se remitió para su análisis por parte de los Tedax a la Policía Científica el día 11 de Marzo era, en efecto, un resto del explosivo encontrado en el papel parafinado de la Renault Kangoo u otro idéntico a la muestra patrón de la Goma 2 ECO contaminada.

Ese dato es muy relevante para la investigación y para el proceso judicial. Pero aún lo fue más para determinar el resultado electoral del 14 de marzo. El establecimiento como verdad indiscutible de que los terroristas utilizaron Goma 2 ECO y no otro explosivo llevó al descarte automático de la autoría de ETA y, por tanto, a alimentar la tesis del PSOE de que el Gobierno de Aznar mintió a los ciudadanos. ¿Quién mintió en realidad?

«Empiezan a aparecer elementos...»

MADRID.- El miércoles 14 de julio de 2004, los parlamentarios de la Comisión de Investigación tuvieron la oportunidad de interrogar a quien en el momento de los atentados era comisario general de Seguridad Ciudadana, Santiago Cuadro Jaén. Tanto a preguntas del diputado de ERC Jordi Jané como de Gaspar Llamazares, el responsable policial explicó la 'aparición' de la dinamita:

- Jordi Jané: «Usted llama al señor Díaz-Pintado [subdirector general Operativo] alrededor de las 14.30 o 14.40 para comunicarle que es dinamita con seguridad. No saben aún el tipo de dinamita, pero es dinamita. ¿Es así?»

- Santiago Cuadro: «Efectivamente. Yo estaba en el laboratorio en ese momento, cuando estaban haciendo el análisis de las muestras para extraer las conclusiones. La responsable del laboratorio, la inspectora jefe, en presencia del jefe de la unidad central, me dice: 'Jefe, empiezan a aparecer elementos que, por el color de la muestra, podemos decir que es dinamita'. Yo, sobre la marcha, me retiro un momento y llamo al subdirector operativo y le digo: 'Oye, aparecen componentes de dinamita en la muestra de El Pozo'».

Más adelante llegan las preguntas del líder de Izquierda Unida:

- Gaspar Llamazares: «Le llama usted».

- C. J.: «Le llamo a las 14.30 o a las 14.40, cuando conozco los datos que me aporta la responsable del laboratorio en presencia del jefe de la unidad central [...] Que hay componentes de dinamita en los restos que se extraen del análisis de las muestras de El Pozo».

- G. Ll.: «¿Eso es un indicio o una prueba?»

-C. J.: «Ya estamos más en el ámbito probatorio que en el de los meros indicios, porque es una prueba concluyente que luego va a tener su reflejo en un informe que se va a emitir».


Lea mas

 

MANZANO DEBE SER DESTITUIDO

 

20-07-06



Editorial

MANZANO DEBE SER DESTITUIDO


Ayer criticábamos en estas páginas que la inspectora de los Tedax no facilitara al juez Del Olmo el informe sobre el tipo de explosivos hallado en los trenes, sino el documento elaborado varias horas más tarde, tras analizar los restos de dinamita supuestamente encontrados en la furgoneta Kangoo. Pues bien. Si la negativa de los Tedax o del propio Ministerio del Interior a hacer público aquel primer informe acrecienta la sospecha de que sí se detectó nitroglicerina en los trenes -lo cual confirmaría que Sánchez Manzano mintió al Juez Del Olmo-, el documento sobre la Kangoo coloca al jefe de los Tedax en una situación verdaderamente insostenible en la medida en que apunta a una voluntad deliberada de manipulación de pruebas.

En primer lugar, no había ningún motivo razonable para remitir al laboratorio, junto con los restos de dinamita de la Kangoo, una muestra indubitada de Goma 2 Eco. ¿Por qué Goma 2 Eco y no otro explosivo, por ejemplo Titadyn? Pero lo más inquietante es lo que el informe revela acerca de las muestras que envió Manzano al laboratorio: ambas contenían metenamina, un componente que no forma parte de la Goma 2 Eco. Que la muestra patrón estuviera contaminada es verosímil. Pero que también lo estuviera la muestra de la Kangoo es sencillamente imposible. A no ser que el origen de ambas fuera el mismo. Es decir, que Manzano no enviara al laboratorio la muestra localizada en la Kangoo -sobre cuya existencia se plantean ahora serias dudas-, sino una parte de la misma Goma 2 Eco que mandó como muestra patrón, con la mala fortuna de que estaba contaminada y la distorsión afloró por partida doble. En este sentido, el juez Del Olmo no puede darse por satisecho con la respuesta que le dieron Manzano y la Policía Científica cuando, a instancias de la defensa, pidió repetir el análisis: que no sería fiable porque sólo quedaba menos de un gramo de lo hallado en la Kangoo. Debe insistir en que dicha prueba se haga.

A la coincidencia imposible de ambas muestras se añade el hecho, revelado en su día por EL MUNDO, de que Manzano también incluyó la metenamina en un informe sobre la mochila de Vallecas presumiblemente para que todo cuadrara, y luego, cuando fue puesto en evidencia por la Guardia Civil, recurrió a la explicación inverosímil de que se debía a un error de mecanografía. Juntos, estos datos constituyen base suficiente para que Del Olmo le llame a declarar en condición de imputado. En todo caso, si en ese ámbito se mantiene la presunción de inocencia, su reiteración en comportamientos turbios convierte este último episodio en la gota que colma el vaso y exige su inmediata destitución. De lo contrario, quedaría la sospecha de que Manzano guarda secretos que el Gobierno prefiere que permanezcan ocultos.


Lea mas

 

El papel de la polémica sigue sin aparecer

 

20-07-06



11-M LA INVESTIGACION

El papel de la polémica sigue sin aparecer


CASIMIRO GARCIA-ABADILLO

MADRID.- A pesar de los esfuerzos del juez Del Olmo por aclarar si el explosivo del 11-M contenía o no nitroglicerina, todavía no ha sido capaz de lograr que le muestren el informe o nota informativa que se realizó a las 14.00 horas del día 11 con las muestras de explosivo recogidas en los trenes.
(.../...)

La sucesión temporal de los hechos es significativa. La furgoneta aparcada junto a la estación de Alcalá en la que se encontraron detonadores y restos de explosivo no llegó a las dependencias policiales, donde fue inspeccionada por Tedax y agentes de la Policía Científica, hasta las 15.30 horas del día 11. Es decir, que cuando Sánchez Manzano se refirió en su comparecencia ante la Comisión de Investigación a los datos de los que ya se tenía conocimiento a las 14.00 horas, necesariamente se refiere a los que se obtuvieron del análisis de los focos de los trenes.

En una ocasión, en su intervención del 7 de julio de 2004, el comisario jefe de los Tedax se refiere a esa información como «nota informativa», por lo que es probable que los análisis de dichos focos se transmitieran a los jefes policiales a través de una nota informativa y no de un informe propiamente dicho. En todo caso, ese primer escrito sobre los focos fue el que provocó que las agencias informativas (citando fuentes policiales) hablaran por primera vez el día 11, alrededor de las 15.00 horas, de la aparición de nitroglicerina.

Ese hecho llevaba casi necesariamente a que el explosivo fuera Titadyn y, por lo tanto, a la autoría de ETA. Al mismo tiempo, la nota remitida a las 15.00 horas por el CNI al presidente Aznar decía que «casi seguro que la organización terrorista ETA es la autora del atentado». Ambos elementos llevaron al Gobierno a una gran ofensiva para condenar a dicha organización en todos los foros nacionales e internacionales.

Posteriormente, el entonces director del CNI, Jorge Dezcallar, dijo en la Comisión que uno de los datos que les llevaron a dar por hecha la autoría de ETA fue que la Policía le había transmitido la existencia de Titadyn.

Por tanto, es fundamental conocer qué decía esa nota informativa para determinar si, de nuevo, Sánchez Manzano no dice la verdad o si fueron los jefes policiales los que mintieron a la opinión pública, y a los servicios secretos.




Lea mas

19.7.06

 

Foto para la historia de ZP..Versión 3.0

 



Zapatero perpetrando una de las suyas. Haciendose una foto lleno de satisfacción y felicidad con el pañuelo palestino-terrorista al cuello. Un ejemplo de diplomacia con lo que esta cayendo. En la versión 1.0 insultó a los EEUU al permanecer sentado al paso de su bandera. En la 2.0 insultó a los catolicos al no guardar el minimo respeto al paso del féretro de Juan Pablo II. En esta versión insulta a Israel con manera de tontiprogre, usando el pañuelo que popularizó Arafat en los momentos mas altos de su escalada terrorista, esa misma prenda de la que hace seña de identidad el mundo pro-etarra.


Lea mas

 

La química de los Tedax dice que no se puede saber qué dinamita explotó

 

19-07-06



11-M LA INVESTIGACION / Dice que no puede determinar los elementos que componían el explosivo / El informe que aportó de manera voluntaria al Juzgado de Del Olmo no analiza los restos de los trenes

La química de los Tedax dice que no se puede saber qué dinamita explotó

MANUEL MARRACO

MADRID.- La responsable del laboratorio que examinó los focos de las explosiones del 11-M afirmó ayer ante el magistrado Juan del Olmo que no es posible especificar el tipo de dinamita que estalló. También aseguró ante el juez de la Audiencia Nacional que en ningún momento detectó la presencia de nitroglicerina en sus análisis.

Del Olmo preguntó a la inspectora de los Tedax por qué en los análisis que han ido llegando al sumario de los atentados sólo se habla de manera genérica de «componentes de dinamita» cuando se hace referencia a los focos de los atentados. La tedax manifestó que no era posible ser más preciso: «Sólo se puede fijar el tipo de explosivo, dinamita».
(.../...)

Respecto a la nitroglicerina, la inspectora de la Policía aseguró que «nunca» se pronunció esa palabra en la conversación que mantuvo en torno a las 14.00 horas del 11 de Marzo con su superior, Juan Jesús Sánchez Manzano, y con el comisario general de Seguridad Ciudadana, Santiago Cuadro Jaén. El jefe de los Tedax mencionó esta conversación en su comparecencia ante la Comisión de Investigación del 11-M, en la misma jornada en la que dijo que sí se había detectado esta sustancia.

La aparición de nitroglicerina en los focos de los atentados descartaría que el explosivo empleado fuese el que se encontró en los demás escenarios del 11-M, Goma 2 ECO, puesto que este tipo de explosivo no incluye la nitroglicerina entre sus componentes.

En la declaración de la inspectora -licenciada en Químicas y que lleva 19 años en la Unidad- estuvo presente la fiscal del caso, Olga Sánchez, y la abogada de la Asociación 11-M Víctimas del Terrorismo, presidida por Pilar Manjón y que se ha personado como acusación popular.

Según fuentes jurídicas, la inspectora explicó que no es posible mayor precisión al determinar el tipo de explosivo porque varios factores lo hacen imposible: la propia explosión provoca que desaparezcan componentes, lo analizado no es una muestra del explosivo, sino de lo que queda adherido a otros objetos, y que precisamente esos elementos -plásticos, por ejemplo- pueden interferir en el estudio.

La jefa del laboratorio aclaró ante el juez que, a las 14.00 horas del 11 de Marzo -cuando informó a sus superiores de los primeros análisis- los Tedax no habían podido estudiar todas las muestras que habían llegado de las estaciones, tan sólo una parte de lo recogido por los expertos en explosivos. Sí recordó que unos clavos recogidos en Atocha dieron resultado positivo a las pruebas de detección de dinamita, así como los clavos y restos metálicos procedentes de la estación de Santa Eugenia y de la calle de Téllez.

Insistió en que, en la mañana de los atentados, los Tedax siguieron el protocolo «habitual»: primero recogen muestras para hacer rápidamente unos análisis y más tarde se vuelven a seleccionar muestras de entre el material recogido por los servicios de limpieza.

En un momento posterior de la declaración, a preguntas de la fiscal, la inspectora explicó que no es cierto que todas las dinamitas incluyan nitroglicerina, como mantuvo su superior ante la Comisión. De hecho, añadió, actualmente la nitroglicerina «es sustituida, incluso enteramente, por nitroglicol».

La especialista quiso puntualizar que tiene conocimiento exacto de la composición de la Goma 2 ECO porque se fabrica en España. Por el contrario, respecto a la composición del Tytadin -empleado habitualmente por ETA- sólo tiene información de análisis efectuados por la Ertzaintza, puesto que se fabrica en Francia. Los dos tipos de Tytadin que mencionó ayer -el 30 y el 30A- sí contienen nitroglicerina.

Por otra parte, la tedax llegó al despacho de Del Olmo con un «informe pericial». Estaba fechado el mismo 11 de Marzo, pero no hacía referencia al asunto que le había llevado ante el juez. Recogía los resultados del análisis del explosivo encontrado en la Renault Kangoo, pero no del que apareció en los focos de los atentados. La furgoneta empleada por los terroristas llegó a la sede policial de Canillas más de una hora después de que se conociesen los primeros análisis de los focos.

Sobre el material hallado en las vías y andenes, el escrito aportado ayer mencionaba que se había recibido una bolsa con cuatro gramos de una «sustancia rosácea» -polvo de los extintores-. Sin embargo, no se pedía ningún análisis de esa muestra. El informe concluía que el explosivo de la furgoneta coincidía con la muestra de Goma 2 ECO enviada para el cotejo. Coincidía incluso en un componente que, en teoría, no tendría que haber aparecido: la metenamina, un elemento empleado en algunos explosivos de tipo militar.

Los Tedax aclararon posteriormente al juez que la metenamina había aparecido porque las muestras -las dos, incluida la de cotejo- estaban contaminadas con esa sustancia. Ayer, la inspectora quiso que constase que el informe recogía «textualmente» el resultado del análisis.

La declaración de la inspectora jefe del Grupo de Investigación de Explosivos de los Tedax se produjo al día siguiente de que su superior y máximo responsable de los Tedax, Juan Jesús Sánchez Manzano, compareciera ante Del Olmo. El juez ordenó las declaraciones por propia iniciativa tras las informaciones de este diario en las que se destacaba que Sánchez Manzano dijo ante la Comisión de Investigación del 11-M que en los focos del atentado había aparecido nitroglicerina.

Las declaraciones de esta semana se han incorporado a las diligencias previas 147/2006, incoadas por el juez Del Olmo el pasado 18 de abril para servir como continuación de parte de las investigaciones del 11-M.




Lea mas

 

Cromatografía

 

19-07-06



11-M LA INVESTIGACION

Cromatografía


CASIMIRO GARCIA-ABADILLO

Tras lo declarado el pasado lunes por el comisario jefe de los Tedax ante el juez Del Olmo sobre la supuesta confusión que le llevó a pronunciar la palabra «nitroglicerina» en el Congreso y que, más que aclarar las cosas, las complicó aún más, ayer acudió a la Audiencia Nacional la inspectora de los Tedax que realizó los análisis sobre el explosivo encontrado en la Kangoo y en los focos de los trenes.

Se esperaba, por tanto, que su testimonio arrojase algo de luz entre tanta confusión. Pero no fue así. Más bien, la inspectora se limitó a corroborar lo dicho por su jefe. En resumen:
(.../...)

1.- Que no se pueden determinar los componentes del explosivo que los terroristas utilizaron en los trenes y que tan sólo puede decirse que se trata de dinamita.

2.- Que la palabra «nitroglicerina» nunca la escuchó a las 14 horas del día 11 de Marzo cuando informó a su jefe.

3.- Que, aunque el Titadyn y la Goma 2 Eco son dinamitas, una de sus diferencias es que el primero contiene nitroglicerina y la segunda nitrogricol.

Para avalar sus afirmaciones, la inspectora aportó al juez un informe fechado precisamente el 11 de Marzo.

Y aquí es donde empiezan a surgir las dudas sobre su -en apariencia- contundente declaración.

En lugar de entregar al juez el informe o nota informativa al que hizo referencia Sánchez Manzano en su comparecencia parlamentaria y que se realizó a las 14.00 horas del 11-M sobre los restos encontrados en los trenes, la agente de los Tedax respaldó sus afirmaciones con el informe que se hizo sobre los restos de la Renault Kangoo y que, lógicamente, debió de concluirse sobre las 18.00 horas de ese mismo día (la furgoneta no entró en las dependencias de Canillas hasta las 15.30 horas).

¿Por qué la funcionaria no le dio al juez el informe que se hizo sobre los focos, que es justamente donde surgió la confusión sobre la existencia de nitroglicerina?

Pero sigamos. Según la inspectora, cuando se dice (explícitamente en su informe del día 12 de marzo) que en ocho de los 10 focos que provocaron las explosiones se encontraron «componentes de dinamita» pero no se especifican cuáles son éstos, la razón es porque la reacción explosiva provoca «interferencias» que hacen imposible su determinación. Es decir, que se puede afirmar que la explosión la provocó la dinamita, pero no sus elementos.

Esa tajante afirmación es puesta en cuestión tanto por expertos en desactivación de explosivos como por químicos de reputado prestigio. Según estos testimonios, la aplicación del ensayo conocido como Cromatografía de Capa Fina (que, según el citado informe, se realizó con los restos de los focos), sirve para separar los componentes de las sustancias complejas. Es decir, que necesariamente tendrían que haberse obtenido las sustancias que componían el explosivo.

El propio informe aportado por la inspectora (recordemos que no es el que se corresponde con el análisis específico de los focos, sino con el de la Kangoo y el de uno de los focos donde no se detectó la presencia de dinamita) aporta un dato muy revelador.

En la muestra número 1 de dicho Informe (la que se corresponde con el resto del foco sin dinamita) se consigue determinar la existencia de sustancias tales como el sulfato amónico y el fosfato amónico diácido.

¿Por qué se pueden determinar esos componentes en un foco donde no se detectó la existencia de dinamita y es imposible hacerlo donde sí la había?

En el informe realizado por la inspectora el día 12 de marzo sobre los focos se habla insistentemente de «componentes de dinamita», o bien de «componentes de los explosivos conocidos genéricamente como dinamitas». ¿Cuáles eran esos componentes?

En todo caso, lo que sí se puede afirmar, incluso tras un testimonio tan poco fiable, es que, a día de hoy, no se puede decir qué tipo de explosivo hizo saltar por los aires los trenes. No está mal, si se tiene en cuenta que, para el fiscal general del Estado, los aspectos esenciales del caso están ya claros.




Lea mas

 

LA NADA CONVINCENTE EXPLICACION DE LA INSPECTORA DE LOS TEDAX

 

19-07-06



Editorial

LA NADA CONVINCENTE EXPLICACION DE LA INSPECTORA DE LOS TEDAX

El fiscal general del Estado afirmó ayer que «lo más importante» es que el juicio por la masacre el 11-M no se retrase. ¿«Más importante» que esclarecer toda la verdad? ¿«Más importante» que identificar correctamente a los autores intelectuales y materiales del atentado? ¿«Más importante» que averiguar qué explotó en los trenes? Cándido Conde-Pumpido ha vuelto a demostrar hasta qué punto confunde sus prioridades y antepone el incomprensible interés del Gobierno en pasar página del 11-M a su obligación de hacer justicia. A la postura obstruccionista del fiscal general se añade la escandalosa e inaceptable reacción de su subordinada, Olga Sánchez, que cuando se dio cuenta de que entre los representantes de los medios de comunicación a quienes iba a atender se encontraba un redactor de EL MUNDO, se dirigió a él y le espetó: «No, tú no. Ya sabes cómo están las cosas».

Esas «cosas» no son otras que el empeño de este periódico en esclarecer las importantísimas e inquietantes incógnitas que todavía rodean a la masacre del 11-M, empezando por el tipo de explosivo que estalló en los trenes. Ayer, la inspectora de los Tedax que el 11-M elaboró los informes preliminares sobre los explosivos aseguró ante Del Olmo que no pudo determinar cuál era ese tipo de dinamita al no haber podido extraerse una muestra de entidad suficiente para poder estudiar su composición, y que tampoco habló ni oyó hablar nunca de nitroglicerina. Su afirmación, sin embargo, entra en abierta contradicción con la opinión de todos los expertos consultados por este periódico, que aseguran que con una de las pruebas que la propia inspectora reconoce que se realizaron -la de cromatografía de capa fina- sí tuvo que ser posible detectar los componentes de los restos hallados en los trenes por ínfimos que éstos fueran. En cuanto a que nunca se habló de «nitroglicerina», eso choca con tres datos clave: las informaciones difundidas a primera hora por las agencias de noticias Efe y Europa Press; las propias declaraciones de Sánchez Manzano ante la Comisión de investigación cuatro meses después; y el hecho de que los propios Tedax trasladaron a sus superiores y ellos a su vez al entonces ministro del Interior la información clave de que el explosivo de los trenes era Titadyn, entre cuyos componentes sí está la nitroglicerina.

La sospecha de que la inspectora de los Tedax no ha dicho toda la verdad al juez se incrementa por el hecho de que en lugar de acreditar su versión con el informe inicial elaborado a las 14.00 horas sobre el explosivo hallado en los focos -que es el asunto por el cual Del Olmo la llamó a declarar-, facilitó al juez un documento distinto: el que se refiere al análisis de los restos del explosivo supuestamente localizados en la furgoneta Kangoo, que no llegó a la sede de la Policía Científica en Canillas hasta pasadas las 15.30 horas.

En estas circunstancias, ningún ciudadano con un mínimo sentido crítico o interés en la búsqueda de la verdad se puede dar por satisfecho. Y menos aún el juez Del Olmo, a quien la prensa gubernamental -echando mano de «fuentes de la Audiencia Nacional»- critica por «reaccionar a las portadas de algunos medios de comunicación» mientras le exige que actúe de acuerdo con su propia línea editorial.



Lea mas

 

Rajoy acusa al PSOE de enviar a miembros de UGT a boicotear sus actos públicos

 

19-07-06



Rajoy acusa al PSOE de enviar a miembros de UGT a boicotear sus actos públicos

Decenas de sindicalistas le abuchean en Benavente entre conatos de agresión a militantes del PP


ROSTROS SOCIALISTAS EN LA ALGARADA CONTRA RAJOY

Justo detrás de la letra O de la pancarta, se encuentra Manuel Fuentes López, procurador del Partido Socialista por Zamora en las Cortes de Castilla y León. A su derecha, con gafas, está José Ignacio Martín Benito, secretario de la Agrupación del PSOE de Benavente. La fotografía, distribuida ayer por los populares, pone cara a los «dirigentes socialistas» acusados ayer por Rajoy.



JOSÉ LUIS CABRERO

BENAVENTE (ZAMORA).- «A cada lugar que voy, el Partido Socialista me manda a la UGT, o a ellos mismos a organizarme un lío, o me plantean una reivindicación que, como es sabido, no es de mi competencia». Con estas palabras reaccionaba ayer el líder del PP, Mariano Rajoy, a los incidentes registrados durante su visita a la localidad zamorana de Benavente entre simpatizantes del PP y representantes del sindicato socialista, que le abuchearon entre conatos de agresión.

Representantes de la Mesa pro Hospital y de la sección de Sanidad de UGT, cada uno con su propia reivindicación, se manifestaron frente a la iglesia de Santa María de Azoague junto a miles de simpatizantes populares justo cuando Rajoy llegaba al templo. Los concentrados afines al PP que esperaban al líder nacional con gritos de «presidente, presidente» interpretaron la protesta como un intento de boicotear la visita de Rajoy e increparon a los manifestantes, muchos de los cuales, decían, vinieron adrede del pueblo leonés de Ponferrada.

(.../...)

De los gritos y los insultos entre unos y otros se pasó a las manos, cuando simpatizantes del PP intentaron quitar una pancarta a una sindicalista de UGT, y ésta, que protestaba por la política sanitaria de la Junta, acabó conmocionada en el suelo.

Rajoy tuvo que salir del tumulto escoltado por la Guardia Civil y la Policía Local, que le abrieron pasó para poder abandonar las inmediaciones de la iglesia donde se congregaron miles de personas y recorrer el centro de Benavente.

El secretario del PP de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, pidió ayer la dimisión del delegado del Gobierno en la región, Miguel Alejo, al considerar que hubo «falta de previsión» a la hora de hacer frente a los incidentes.

«Dinámica de acoso»

Por su parte, el presidente del PP reconoció ante los periodistas haberse sentido «baqueteado» durante la algarada, y reclamó «respeto», apelando expresamente a los «dirigentes socialistas que aquí había», para poder ejercer el derecho «de hacer las visitas y exponer nuestras posiciones de manera normal».

Rajoy interpretó, en todo caso, el incidente como un hecho no aislado y relacionado con anteriores algaradas en «Cataluña o Guadalajara». Según afirmó, todos responden a la «dinámica de acosar a un partido político como el mío y de dividir». «Esto no es un problema ideológico sino de exclusión», dijo, «que en nada beneficia a la convivencia en España».

El presidente nacional del PP aseguró que en los dos próximos años trabajará para que en España se recupere el consenso en los temas esenciales, entre los que mencionó la lucha antiterrorista.

Por otra parte, defendió la labor de los populares en el País Vasco y el vídeo colgado en su página web, en la que aparece la rosa socialista con la serpiente etarra. Dijo que el vídeo no hace sino «reflejar una realidad objetiva y ni siquiera contiene juicios de valor».

Aseguró que el PSOE «no tiene autoridad moral para decir nada al PP» después de afirmar que, si el proceso de paz sale mal, será por culpa del PP y si sale bien, a pesar de él.

Además, invitó a los socialistas a «reflexionar» después de comprobar que el diario Gara ha elogiado su manera de actuar. «Cuando el órgano de expresión de ETA te apoya es que estás haciendo algo mal», dijo. «Creo que en todo este proceso se está actuando con demasiada frivolidad y poca prudencia», insistió.

«El problema que tenemos ahora», añadió Rajoy en relación con la tensión política generada por el proceso de paz y la amenaza de los socialistas de romper sus alianzas con los populares en los ayuntamientos vascos, «es que el PSOE en el País Vasco trata mejor a Batasuna que a María San Gil».

Rajoy calificó la posibilidad de esta posible ruptura entre el PP y el PSOE de «disparate» y exhortó a que «alguien propicie una reflexión» sobre un problema «gravísimo» que comparó con el de la Ley de la Memoria Histórica.

«¿Usted se cree que a un español normal, o a un joven de 18 o 20 años, se le puede venir ahora con la historia de la guerra, de lo que pasó con Franco?», preguntó. «Miremos al futuro, que es lo que le importa a la gente, o miremos al presente».





Lea mas

 

Encima, la culpa es del PP

 

19-07-06



Encima, la culpa es del PP


CAYETANO GONZALEZ

No hacía falta ser profeta ni hijo de profeta para saber que en algún momento el argumento iba a ser utilizado. Pero confieso que personalmente no pensaba que lo iban a hacer tan pronto. Creía que esperarían, o bien a la proximidad de unas elecciones generales o a que el mal llamado proceso estuviera a punto de encallar. No parece que en estos momentos estemos en ninguno de esos dos supuestos, o quizá sí; sólo Zapatero y ETA lo saben, pero el caso es que ha sido una vez más Pepiño Blanco el encargado de lanzar el ataque: «Si fracasa el proceso de paz, será en gran medida por el boicot del PP», ha dicho, y se quedó tan ancho este político absolutamente mediocre encaramado a la Secretaría de Organización del PSOE.
(.../...)

Ahora, por tanto, va a resultar que el PP es el culpable de que Zapatero haya estado mintiendo a los españoles, ocultándoles que desde hace cuatro años su partido mantiene contactos con ETA. Ahora va a resultar que el PP es el responsable de que el PSE haya cometido la indignidad y la inmoralidad de reunirse con una formación política ilegalizada como es Batasuna, por ser parte de un entramado terrorista; ahora va a resultar que el PP es el culpable de que el presidente del Gobierno haya ninguneado a las víctimas del terrorismo, intentando dividirlas, debilitarlas y orillarlas. Ahora va a resultar que el PP es quien provocó el cese del fiscal Fungairiño, quien ha estado mendigando una tregua a ETA, pagando un precio político para conseguirla y prometiendo seguir haciéndolo, aunque los terroristas no hayan anunciado que dejan definitivamente las armas.

¿A quién intentan engañar Blanco y el PSOE? ¿De verdad creen que los españoles son tan tontos? ¿Piensan que la gente se va a tragar todas sus mentiras, sus trampas, sus inmoralidades? La estrategia de los socialistas es tan clara que incluso resulta burda: quieren aislar al PP al precio que sea. Pretenden sacarle del sistema, y si para eso hay que decir que los populares no quieren la paz, pues se lanza la consigna y que las terminales mediáticas la repiquen a diestro y siniestro. Eso sí, hay que aparentar estar muy indignados si en un vídeo en homenaje a Miguel Angel Blanco aparece reflejado lo que publicó en su día Gara: la rosa del PSOE a la que está enroscada la serpiente del anagrama de ETA. Ahora que estamos en pleno periodo estival, con media España de vacaciones y la otra media a punto de comenzarlas, no está de más hacer un breve balance de la marcha del mal llamado proceso de paz.

Lo que está verificado hasta la fecha es que ETA no ha anunciado ni el cese definitivo de su actividad terrorista ni, por tanto, su disolución y entrega de las armas. Es más, los terroristas, en su último comunicado, dejaban claro su voluntad de ser los «garantes» del «proceso». Es decir, o se les da lo que piden -autodeterminación, unidad territorial de Euskal Herria y presos a la calle- o volverán a matar. También está verificado que, a pesar de eso, el presidente del Gobierno ha autorizado que se inicien los contactos. Lo de iniciarse es una forma de hablar, porque según nos ha contado ETA hace unos días en su boletín oficial el Gobierno lleva hablando directamente con ellos desde junio de 2005, llegándose a unos «compromisos» en febrero de este año que fueron los que posibilitaron el anuncio del «alto el fuego permanente» del 22 de marzo. Asimismo, está verificado que Zapatero está absolutamente predispuesto a seguir pagando un precio político por la paz, como quedó claro en la declaración hecha por el presidente no ante el Pleno del Congreso, como se había comprometido, sino en un pasillo ante los periodistas, al declarar que el Gobierno aceptará la decisión que tomen los vascos.

Con este estado de la situación, llega Blanco y dice que, si todo esto fracasa, «será en gran medida por el boicot del PP». Zapatero no se ha cansado de repetir que el «proceso será largo, duro y difícil». De lo que no nos había advertido es de que, además, tendríamos que soportar las sandeces del secretario de Organización de su partido; y, créame, presidente: hay veces que su fiel escudero es sencillamente insufrible


Lea mas

18.7.06

 

Manzano dice al juez que al hablar de 'nitroglicerina' no se refería al 11-M

 

18-07-06



11-M LA INVESTIGACION / Sánchez Manzano explica a Del Olmo que se equivocó ante el Parlamento / El magistrado interroga hoy a la responsable del laboratorio en el que se hicieron los primeros análisis

Manzano dice al juez que al hablar de 'nitroglicerina' no se refería al 11-M

MANUEL MARRACO

MADRID.- El máximo responsable de los Tedax, Juan Jesús Sánchez Manzano, declaró ayer ante el juez Juan del Olmo que se equivocó en la Comisión de Investigación del 11-M cuando dijo que en los focos de los atentados se había detectado la presencia de nitroglicerina.

Según explicaron ayer fuentes de la Fiscalía de la Audiencia Nacional y del juzgado, Sánchez Manzano aseguró ante el magistrado que lo que en realidad quiso decir a los comisionados es que se había detectado la presencia de dinamita.

(.../...)

El comisario jefe de los Tedax mantuvo ante el juez que, cuando habló por primera vez de nitroglicerina, lo hizo para explicar que es la sustancia que se detecta «en las explosiones en general», pero no que hubiera aparecido en el caso concreto del 11-M. También resaltó que él no es un experto «en explosivos», sino «en desactivación de explosivos».

El magistrado de la Audiencia Nacional acordó interrogar a Sánchez Manzano como testigo por propia iniciativa, sin que la fiscal del caso, Olga Sánchez, le instase a hacerlo.

La presencia o no de nitroglicerina es un elemento clave para determinar el explosivo empleado por la célula terrorista. Si lo dicho por Sánchez Manzano a la Comisión el 7 de julio de 2004 es cierto, lo que estalló en los trenes no pudo ser el mismo de explosivo hallado en todos los demás escenarios del 11-M: Goma 2 ECO. Este tipo de dinamita no incluye la nitroglicerina entre sus componentes.

El Gobierno admitió ayer que desde el laboratorio de la Policía Científica se realizaron informes escritos sobre los explosivos el día 11 de Marzo. Ante la Comisión -preguntado por el coordinador general de IU, Gaspar Llamazares-, Sánchez Manzano dijo que el día de los atentados la información se transmitió verbalmente, pero que «al día siguiente» se elaboró una nota.

Además del interrogatorio de ayer, Del Olmo ha citado para hoy a la subinspectora con el carné profesional 17.632, jefa del laboratorio en el que se realizaron los primeros análisis sobre los focos de los atentados. Según explicó Sánchez Manzano a la Comisión, esta policía estaba presente cuando comunicó a sus superiores los resultados de esos análisis.

Igualmente, el juez ha solicitado al Congreso que le remita «copia en soporte audiovisual» de la comparecencia de Sánchez Manzano, según informa Europa Press.

El interrogatorio de ayer se enmarca dentro de las diligencias previas 147/2006 incoadas el pasado 18 de abril por Del Olmo y que suponen la continuación en otro procedimiento de la investigación en torno al 11-M. Al tratarse de otro procedimiento, ninguna de las partes personadas en el sumario del 11-M (el 20/2004) fue advertida de la comparecencia de Sánchez Manzano. Sólo estuvo presente la fiscal.

Hasta el momento, únicamente la Asociación 11-M Afectados por el Terrorismo, presidida por Pilar Manjón, ha pedido personarse en las diligencias. Lo ha hecho como acusación popular, lo que ya ha sido respaldado por la Fiscalía. En la causa del 11-M, esta asociación se presenta como acusación particular, ya que la acción popular la ejerce la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT).

El interrogatorio a Sánchez Manzano llega después de que este diario publicase sus declaraciones ante la Comisión. La semana pasada, el Ministerio del Interior reaccionó diciendo que la primera vez que Sánchez Manzano habló de nitroglicerina -a preguntas del diputado del PP Jaime Ignacio del Burgo- lo hizo de manera genérica, sin referirse al 11-M. La segunda vez -interrogado por el diputado José Antonio Labordeta-, el departamento dirigido por Alfredo Pérez Rubalcaba dijo que había sido «un error».

El propio Sánchez Manzano describió ayer ante el juez la secuencia temporal que narró a los miembros de la Comisión de Investigación. El jefe de los Tedax explicó que, poco después de comunicar a sus superiores los resultados del análisis de los focos, los Tedax se centraron en la furgoneta hallada en Alcalá de Henares, donde también apareció una pequeña cantidad de explosivo. Esa madrugada, además, se encontró la mochila de Vallecas.

Por su parte, la Fiscalía de la Audiencia reaccionó a las informaciones de este diario difundiendo una nota en la que afirmaba que lo publicado era «falso» y que en el sumario del 11-M no aparecía nitroglicerina por ninguna parte.

Efectivamente, la mención a la nitroglicerina desapareció en el informe que acabó llegando al juez Del Olmo un mes después de los atentados. El análisis se efectuó sobre «muestras diversas de metal, plástico, telas, clavos diversos, restos de material aislante, tierras y sustancia pulverulenta de color rosado (posible polvo de extinción de incendios)» recogidas en los distintos focos de explosión. El informe no detalla los elementos detectados, sino que hace referencia a la aparición de «componentes de dinamita» o «componentes habituales de las dinamitas».

La semana pasada, la defensa del procesado Basel Ghalyoun solicitó al magistrado que tomase declaración al jefe de los Tedax «para que aclare los extremos relativos a qué elementos se detectaron en los focos de la explosión». Igualmente, pedía «que se incorporen al sumario los informes técnicos que los Tedax realizaran de los restos de los explosivos encontrados en los focos de la explosión».

Con Del Burgo y con Labordeta

MADRID.- Juan Jesús Sánchez Manzano introdujo la nitroglicerina en su intervención del 7 de abril de 2004, cuando el diputado Jaime Ignacio del Burgo intentaba aclarar cómo le llegó al Gobierno el dato de que el explosivo era Tytadin: «He dicho que los restos de los focos de las explosiones llegan a la unidad a las 12.30; se inicia su análisis y se obtienen los primeros resultados en torno a las 14.00 horas. Tampoco le sé precisar ahora exactamente a qué hora pudo ser cuando se obtuvieron los primeros resultados fiables sobre los que ya se puede pronunciar el jefe de unidad o cualquier especialista, porque si no, no lo hacen. Ahí el resultado que se obtiene es que es dinamita, sin poder precisar la clase comercial de dinamita». «Esto es así porque cuando se produce la explosión, la alta combustión destruye todos los componentes de los explosivos. En algunos casos, no en todos, cuando se hace el análisis de los restos del foco de la explosión logramos encontrar restos de nitroglicerina, y la nitroglicerina es el componente de todas las dinamitas. Como no podemos hallar más componentes, no podemos saber la clase comercial de la dinamita», concluye.

En la misma sesión del 7 de julio de 2004, interrogado por el diputado José Antonio Labordeta, responde: «A las 14.00 horas, como son muestras obtenidas en los restos que ha dejado la explosión, lo único que se puede averiguar es que es dinamita, porque lo único que se puede encontrar es nitroglicerina, que es componente común en todas las dinamitas; con independencia de la clase comercial que sea, siempre tienen ese componente».


Lea mas

 

¿Consentirá Del Olmo la nueva tomadura de pelo de Manzano?

 

18-07-06


Impresiones

¿Consentirá Del Olmo la nueva tomadura de pelo de Manzano?


El juez Del Olmo citó ayer a declarar al jefe de los Tedax, el comisario Sánchez Manzano, a la vez que enviaba al Congreso la solicitud de una copia en video de su intervención ante la Comisión de Investigación. Sánchez Manzano aseguró ante el juez que cuando hablaba de «nitroglicerina» en aquella comparecencia no se refería a los explosivos hallados en los trenes del 11-M, sino que se expresaba «en general» sobre lo que pasa tras una explosión. Su declaración es una tomadura de pelo. No hay más que leer la transcripción de las tres preguntas al respecto para darse cuenta de que lo que dice Sánchez Manzano es una mentira flagrante. Cuando ese día le interroga el diputado Del Burgo, Sánchez Manzano precisa que el análisis de los focos de las explosiones de los trenes comenzó a mediodía del 11-M y luego subraya que se encontraron restos de nitroglicerina. Al diputado Labordeta le comenta que «a las 14 horas, como son muestras de los restos de la explosión, lo único que se puede averiguar es que es dinamita, porque lo único que se puede encontrar es nitroglicerina». Y al diputado Llamazares le informa que comunicó verbalmente a su jefe el resultado del análisis a las 14 horas del 11-M. Manzano no hablaba en general sino que contestaba en términos concretos preguntas que también eran muy concretas. La explicación inicial de Interior era que el jefe de los Tedax se había equivocado al confundir la parte con el todo. Ayer Sánchez Manzano cambió esta versión: no se equivocó sino que divagaba, hablaba «en general». La declaración ante Del Olmo es una burda mentira sin consistencia. Sencillamente, no hay por donde cogerla. La cuestión es qué va a hacer ahora el juez ante este insulto al sentido común.


Lea mas

 

«A mi hermano lo asesinaron brutalmente por ser socialista y defender el Estado de Derecho; ni perdono, ni olvido»

 

18-07-06



ENRIQUE MUGICA

«A mi hermano lo asesinaron brutalmente por ser socialista y defender el Estado de Derecho; ni perdono, ni olvido»

Una entrevista de ESTHER ESTEBAN

LA ENTREVISTA SE CONCIERTA COINCIDIENDO CON LA CELEBRACION DEL JUICIO POR EL ASESINATO DE SU HERMANO FERNANDO A MANOS DE ETA, QUE TENDRA LUGAR ESTE JUEVES, Y SE PRODUCE EN SU DESPACHO OFICIAL DE DEFENSOR DEL PUEBLO UBICADO, DE FORMA PROVISIONAL, EN LA MADRILEÑA CALLE Zurbano, mientras finalizan las obras de la sede definitiva.Como buen anfitrión, nos enseña varias dependencias del edificio, un antiguo palacete que conserva intactas unas formidables cristaleras.Se detiene un instante ante una de ellas y pregunta a la periodista qué encuentra de extraño en el escudo de la misma. Sin esperar la respuesta, Enrique Múgica -un hombre apasionado por la Historia- describe con lujo de detalles y un punto de regusto que se trata del escudo de la República y que permaneció allí durante todo el franquismo, aunque estaba en unas dependencias oficiales.«Le salvó que está flanqueado por una dama y un caballero, y no debieron reparar en su contenido», señala. Al lado de su mesa hay sólo media docena de fotos y todas tienen para él un carácter sentimental: su mujer, sus hijos y sus nietos y, especialmente, la de su madre, Paulette, una mujer fuerte y valiente de origen judío-polaco que crió sola a sus dos hijos cuando su esposo -un violinista afiliado a Izquierda Republicana- murió siendo ellos muy pequeños. Estos hechos marcaron la trayectoria de este histórico socialista, firme opositor a la dictadura franquista, que le metió en la cárcel en cuatro ocasiones, y que ha sido casi todo lo que se puede ser en política, desde diputado a ministro. Aunque está curtido en mil batallas políticas, cuando hace 10 años ETA descerrajó dos tiros en la nuca de su hermano, se le rompió el corazón. «Le asesinaron de forma brutal por ser socialista y defender el Estado de Derecho. Era mi único hermano y mi mejor amigo y no le he podido olvidar ni un solo día. Ni perdono ni olvido», afirma con rotundidad. Tal vez por eso, alejándose de lo políticamente correcto, señala que ETA debe ser vencida.«Hay que mirarles a los ojos y decirles que se despidan del derecho de autodeterminación, de Navarra y de que los asesinos no cumplan las condenas. El proceso de paz es una barbaridad», sentencia.

(.../...)

PREGUNTA.- Usted ha dicho que el llamado proceso de paz es una barbaridad. ¿Por qué? ¿Qué está fallando?

RESPUESTA.- Sí, he dicho que el proceso de paz es una barbaridad, y sé que esa palabra es muy tajante. Todos deseamos la paz, pero lo que hay que ver es cuál es el precio de la paz. El Gobierno está usando un lenguaje democrático: dice que no se va a pagar ningún precio. Pero la banda terrorista y su brazo político ilegal hablan un lenguaje totalitario, y establecen que el precio por la paz son los presos, Navarra formando parte de Euskadi y el proyecto de autodeterminación. El Gobierno nos pide que no hagamos caso del lenguaje totalitario, pero hay precedentes, y yo, que soy un hombre de razón, que no un hombre de fe, pido elementos de confianza para no hacer caso al lenguaje totalitario. Pido datos para no hacerles caso. El lenguaje democrático debe tener firmeza para alcanzar la paz.

P.- En la última entrevista me dijo que el fin de ETA era su rendición incondicional, y que en esta historia tiene que haber vencedores y vencidos. ¿Sigue pensando igual?

R.- Claro que tiene que haber vencedores y vencidos. En Euskadi no hay una guerra, por eso no me gusta la palabra proceso de paz. Hay casi 900 asesinados por la banda terrorista, y por eso tener en cuenta las víctimas es muy importante. Las víctimas deben ser siempre el memorial permanente e indispensable de que en el País Vasco hubo una banda asesina que postulaba un proyecto totalitario. Las víctimas exigen que ese proyecto totalitario desaparezca, y exigen que ETA sea vencida. El final de ETA debe ser su rendición.

P.- Las víctimas hablan de memoria, dignidad y justicia.

R.- Un Estado de Derecho que no se sostiene en esos tres pilares es una nación que empieza a menoscabarse como nación democrática.

P.- De entrada, ETA ya le ha dicho al Gobierno que cumpla sus compromisos. De haberlos, tendríamos que saber cuáles son, ¿no?

R.- Yo no sé si existen o no compromisos con ETA, pero hay un compromiso previo del Gobierno de que no va a haber precio político.¿Cómo se responde a eso? Con claridad en la exposición. Cuando ETA y Batasuna proclaman que éste no es un proceso de pacificación, sino de construcción nacional que culminará con la autodeterminación, tenemos que responderles. Y no hay que responderles solamente que la autodeterminación no existe en nuestro ordenamiento jurídico.Hay que mirarles a los ojos y decirles a Batasuna y ETA que se despidan del derecho de autodeterminación, de una operación en Navarra que no sea deseada por los navarros y de que los asesinos no cumplan sus condenas. No vale el lenguaje abstracto, hay que decírselo claramente.

P.- ¿A usted qué le pareció esa foto de Patxi López con Arnaldo Otegi, del PSE con Batasuna?

R.- Me produce perplejidad que algún dirigente del PSE se dirija a Batasuna. ¿Cómo se les puede pedir por favor a unos terroristas que se legalicen? ¿Pero qué es esto? ¿Hasta dónde hemos llegado en el disparate? Estamos en una situación realmente rocambolesca en grado máximo. Yo creo que Ponsol de Terrail, el autor de Las aventuras de Rocanbol, estaría maravillado con cosas tan peregrinas, que están perfectamente dentro de su concepto de novela.

P.- Lo peor es que ellos dicen que no van a cambiar de nombre, que es el Gobierno quien debe derogar la Ley de Partidos.

R.- El problema es que se le pide como un favor a Batasuna que se legalice, pero ellos no quieren legalizarse, quieren seguir siendo el brazo político de la organización terrorista.

P.- Lo que dicen los analistas es que hay una profunda división en el mundo de ETA, y por eso en Gara dicen que ha habido compromisos, y Otegi lo niega.

R.- Que no me digan que hay diferencias. ETA y Batasuna son lo mismo. ETA se manifiesta a su manera, y yo veo sus proclamas y sus pretensiones, y eso es lo que tengo que ver. Sería irrisorio que me metiera en la piel de lo que pasa en ETA.

P.- Usted ha sido ministro de Justicia. ¿Qué piensa cuando se le pide a los jueces que se adapten a los tiempos que corren?

R.- ¿Qué es eso de que el juez tenga en cuenta los hechos circunstanciales y la coyuntura política? El juez está para aplicar la ley y dictar una sentencia en relación al delito. Y la ley ha de ser cumplida.Si el juez tuviera en cuenta la coyuntura política en la aplicación de la ley, estaría llegando a límites de prevaricación. Podrían prevaricar tanto el juez que hace eso como los que incitan a esa posibilidad. El cumplimiento de la ley es algo fundamental en democracia para el mantenimiento de la seguridad jurídica.

P.- El Gobierno ya ha dicho que va a mantener la Ley de Partidos, pero, si se mantiene y no se aplica, ¿no es mejor derogarla o modificarla?

R.- Todo el mundo dice que no hay que modificar la ley, lo dicen el Gobierno, el PSOE y el PP. Y si no se modifica, que se cumpla la ley. Si usted quiere que el juez aplique otra cosa distinta, hay que cambiar la ley. Mientras no cambie la ley, el juez debe aplicarla con equidad en relación a las personas, y también tendría que tener en cuenta todos los comportamientos, incluido el desacato y desafío permanente que hacen a la Justicia los etarras que son juzgados.

P.- El día del encuentro PSE-Batasuna, la madre del socialista Pagazaurtundua acusó a los socialistas vascos de traidores y dijo que, si cedían, su hijo habría muerto en vano.

R.- La imagen de la madre de Pagaza me atenazó el corazón. Me recordaba el asesinato de mi hermano.

P.- Usted, cuando mataron a su hermano, dijo que ni perdonaba ni olvidaba, ¿lo sigue manteniendo ahora que se va a celebrar el juicio o si le pidieran perdón les podría perdonar?

R.- Yo ni perdono, ni olvido, porque el contexto real es que no sólo no piden perdón, sino que justifican el asesinato, que es un instrumento. Lo dicen cuando van a los juicios, donde mantienen actitudes salvajes, como hicieron los asesinos de Miguel Angel Blanco. Ellos deben pedir perdón, y después cada víctima debe hacerse su composición de lugar. Es libre de aceptarlo o no.

P.- A su hermano le mataron de dos tiros en la nuca por ser socialista, y es precisamente su partido quien ahora plantea estas cosas.

R.- Efectivamente, a mi hermano lo asesinaron por defender el Estado de Derecho y ser socialista, lo asesinaron de forma brutal.Era mi único hermano y mi mejor amigo, su ausencia me pesa de una forma incalculable. No he podido olvidarme de él ni un solo día. Pero mi hermano fue uno más. Mataron a otros muchos socialistas, a Buesa, a López de la Calle..., y mataron a aquellos que se oponían a un proyecto totalitario, fueran del PSOE o del PP, a periodistas, a agentes de las Fuerzas de Seguridad del Estado...Y todas esas muertes de quienes pagaron con su vida la defensa del Estado de Derecho no pueden ser inútiles.

P.- ¿Qué le ha parecido ese asunto de que un policía dé un chivatazo a los etarras para evitar que les detengan y desmantelen la red de extorsión de ETA?

R.- Eso se está investigando, y confío en que esas investigaciones lleguen a buen puerto. Confío que el ministro del Interior esté dedicado a esa tarea. Igual que pienso que Alfredo Pérez Rubalcaba en algunas negociaciones del Estatuto de Cataluña ha hecho cosas dignas de ser criticadas, como ministro del Interior está haciendo una labor eficaz.

P.- ¿Y le parece bien que se creen esas dos mesas de negociación fuera del Parlamento?

R.- Se pueden hacer todas las que mesas de partidos que se quieran, pero dentro del Parlamento. Cuando se habla de que los vascos decidan, yo digo que los vascos ya deciden dentro de la Constitución.Pero si van más lejos, también tendrán que decidir los andaluces, los catalanes, etcétera, que han formado entre todos este gran país como parte de esta nación histórica.

P.- El presidente del Gobierno dijo en EL MUNDO, solemnemente, que «primero la paz y luego la política». ¿Eso se está incumpliendo?

R.- Yo creo que no es tiempo de la política todavía. Jamás debe ser el tiempo de la política si la política tiene atajos para conducir a contraprestaciones desde las mentes totalitarias.Yo en eso confío en que José Luis Rodríguez Zapatero siga así.

P.- Ahora resulta que Batasuna no se llama así, sino la izquierda abertzale.

R.- En el lenguaje totalitario eso es habitual, lo malo es que nos contagiemos de ese lenguaje.

P.- ¿ETA debe entregar las armas antes de que se legalice Batasuna?

R.- Yo estoy de acuerdo con lo que dijo hace unos meses la portavoz del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, quien afirmó que lo primero es que ETA tiene que entregar las armas. Lo demás ya veremos.

P.- ¿Qué le parece la posición del PP en todo este asunto, que le haya negado su apoyo al Gobierno en un tema tan esencial?

R.- Cada vez hay una mayor necesidad de que los dos grandes partidos se entiendan en los temas fundamentales, porque el consenso es necesario en las grandes cuestiones, y ésta sin duda lo es. Lo que quieren prácticamente todos los españoles es que se sienten los dos partidos y arreglen los problemas. El Gobierno debe dirigir la lucha antiterrorista, pero cuando ésta está vinculada a problemas de la estructura de Estado, no puede pretender que la oposición diga amén a todo. La oposición debe ayudar al Gobierno y buscar puntos de encuentro. Si no se hace así, no hay salida.

P.- ¿El binomio paz por presos es factible? ¿El Gobierno tiene algún margen de actuación que no sea el acercamiento de presos o la revisión de condenas?

R.- Yo en eso no me meto. Lo primero es que entreguen las armas.

P.- ¿Usted cómo intuye que acabará todo esto?

R.- Yo creo que los valores democráticos terminarán imponiéndose, y que la libertad llegará a todas partes. Y con la libertad vendrá también la paz. Desde luego, ETA no puede ser vigilante de la paz.

P.- ¿Usted piensa recurrir el Estatuto catalán?

R.- Todavía no ha aparecido en el Boletín Oficial del Estado, pero el Defensor del Pueblo debe formar sus decisiones desde una perspectiva estrictamente técnico-jurídica, no política.Una vez estudiado el caso tomaré una decisión.

P.- ¿Cuánto tiempo tiene para hacerlo?

R.- Desde que entra en vigor el Estatuto, hay tres meses.

P.- Eso podría coincidir con las elecciones catalanas.

R.- Sí, pero ese es un problema distinto. Ésa es la coyuntura política, que es muy importante, pero yo hablo de la Constitución, no de la coyuntura política.

P.- A usted, cuya madre era judía, ¿qué le parece lo que está ocurriendo en Oriente Medio y la posición de Israel con Palestina y el Líbano?

R.- Creo que Israel tiene derecho a defenderse.

P.- ¿Por qué?

R.- Israel es la consecuencia de una doble causa: la esperanza milenaria y la matanza de seis millones de judíos asesinados por el solo hecho de serlo. Si cede, Israel podría perecer y podría ocurrir lo que el presidente de Irán ha dicho: que Israel debe desaparecer.

P.- Pero la reacción en el Líbano parece desproporcionada, ¿no?

R.- Los cohetes disparados por Hizbulá son suministrados por Irán a la milicia chií libanesa, y en estos momentos Irán trata con esto de desviar la atención mundial hacia su ambición de crear armas nucleares. Por eso la defensa es necesaria. El Gobierno libanés debe desarmar a las milicias, como el presidente de la Autoridad Nacional Palestina debe desarmar a Hamás.

P.- Las fotos de niños y familias masacrados son terribles...

R.- Son terribles las fotos de todos los niños muertos, vivan donde vivan. Sin embargo, en parte de la prensa española se está revelando un antisemitismo que no es nuevo. Hay que saber de dónde provienen las cosas. Y analizarlas con calma, para que España no sea alegre y confiada.

P.- ¿A qué se refiere?

R.- El terrorismo islamista ha provocado más de 200 asesinados en Bombay hace unos días, y antes provocó el 11-S, el 11-M, los atentados de Londres... Si el islamismo provoca desde su pensamiento totalitario una situación de inestabilidad en Marruecos, con quien tenemos buenas relaciones, ¿qué pasaría con las ciudades españolas del norte de Africa si el terrorismo islamista se propagara?


Lea mas

This page is powered by Blogger. Isn't yours?