La inverosímil «deducción» de la Goma 2 ECO

19-03-07



JUICIO POR UNA MASACRE / Los análisis

La inverosímil «deducción» de la Goma 2 ECO


La aparición de DNT en todos los focos de las explosiones indica que era un componente básico de la dinamita utilizada


PABLO JAUREGUI

MADRID.- El pasado miércoles, el ex comisario jefe de los Tedax, Juan Jesús Sánchez Manzano, declaró ante el tribunal del 11-M que la tesis de que en los trenes estalló Goma 2 ECO fue una simple «deducción». Su testimonio, por lo tanto, ha dejado muy claro que, en la cuestión fundamental del tipo de explosivo utilizado en la masacre de Madrid, no existe ninguna prueba irrefutable sobre el arma del crimen, sino únicamente hipótesis más o menos creíbles.


¿Cómo de verosímil, entonces, puede considerarse la «deducción» de la Goma 2 ECO? Según los expertos consultados por EL MUNDO en el ámbito de la química, la realidad es que se trata de una suposición muy difícil de sostener, teniendo en cuenta los resultados de los últimos análisis periciales solicitados por el juez, realizados con las técnicas más avanzadas para separar e identificar los componentes químicos de cualquier muestra: la microextracción en fase sólida, la cromatografía de gases y la espectrometría de masas, explicadas en el gráfico que ilustra esta página.

(.../...)

Gracias a estas técnicas de altísima precisión, aplicadas a las muestras por primera vez casi tres años después de la masacre, los nuevos análisis periciales han desvelado un dato que, en principio, resulta demoledor para la «deducción» de la Goma 2 ECO: la presencia de dinitrotolueno (DNT), un componente que no forma parte de esta dinamita, en todos los focos de las explosiones. El único otro componente que se ha detectado es el nitroglicol, que sí forma parte de la Goma 2 ECO pero también de algunos explosivos con DNT como el habitualmente utilizado por ETA: Titadyn.

La combinación de las tres técnicas que se han aplicado ahora por primera vez ofrece una precisión extraordinaria a la hora de destripar cualquier compuesto.

Identificación

Una vez capturada la muestra mediante el proceso de microextracción, en el cromatógrafo de gases los distintos componentes se separan, al bajar la presión o subir la temperatura. Estos componentes se desplazan a distintas velocidades, y así un detector es capaz de identificarlos. Finalmente, el espectrómetro de masas permite determinar la composición química de los diversos ingredientes de la muestra, al aplicar una corriente eléctrica o un campo magnético que rompe sus moléculas, de tal forma que un sensor es capaz de definir el compuesto con total precisión. Así, la presencia de los diversos componentes aparece en unos gráficos que muestran picos de diversa altura, dependiendo de la cantidad que se detecte de una sustancia determinada.

En el caso de los nuevos análisis realizados con las muestras recogidas en los focos de las explosiones, sólo han aparecido picos significativos que identifican la presencia de DNT y nitroglicol. Esto indica que, en ambos casos, se trata de componentes básicos de los explosivos utilizados en la masacre.

Según los expertos consultados, un componente que resistió la detonación inicial del explosivo, el lavado con acetona y agua de las muestras llevado a cabo en el laboratorio de los Tedax (presumiblemente para eliminar impurezas), y los tres años de almacenaje, puede considerarse casi con toda seguridad un ingrediente fundamental del explosivo, y no el resultado de una contaminación accidental. Lo más probable es que se tratara de componentes básicos especialmente resistentes, porque tanto el nitroglicol como el DNT son elementos grasientos que no explotan y se quedan adheridos a muchas superficies.

Por lo tanto, si el DNT era un componente básico de la dinamita que estalló en los trenes, esto descartaría por completo la posibilidad de que fuera Goma 2 ECO, ya que esta dinamita se fabrica sin DNT, para evitar los daños ambientales que provocaba su versión más antigua, la Goma 2 EC, por culpa de este componente.

Sin datos cuantitativos

En todo caso, según los expertos consultados, para descartar de forma irrefutable la posibilidad de que se tratara de Goma 2 ECO contaminada con DNT de forma accidental, sería necesario cuantificar con exactitud el porcentaje exacto de esta sustancia en las muestras del explosivo detonado. Si el nivel de este componente fuera ínfimo (por debajo del 1%), podría ser plausible la idea de que el explosivo utilizado fue Goma 2 ECO contaminado; mientras que si la cantidad detectada fuera más alta, se demostraría que era un componente básico del explosivo.

Sin embargo, todo parece indicar que va a ser imposible obtener resultados cuantitativos sobre los componentes hallados en los focos de los explosivos, debido a que las muestras son demasiado pequeñas y se encuentran en mal estado tres años después del atentado. Por lo tanto, esta cuestión no se va a poder zanjar de forma tajante con datos cuantitativos. No obstante, la presencia de DNT en todos los focos indica que la «deducción» de que la Goma 2 ECO fue el explosivo utilizado en la masacre es inverosímil.

La idea de que la Goma 2 ECO pudiera contaminarse accidentalmente con DNT resulta muy difícil de sostener. Los defensores de esta tesis afirman que la dinamita pudo contaminarse en la fabrica de Burgos donde se producía, ya que durante un tiempo se elaboraban simultáneamente en las mismas amasadoras Goma 2 ECO y Goma 2 EC. Esta posibilidad estaría descartada por el hecho de que los controles internos de la Unión Española de Explosivos (UEE), capaces de detectar niveles de contaminación como los que se han encontrado en los análisis realizados, jamás han hallado una incidencia de este tipo.

Más verosímil resulta la posibilidad de que la contaminación con DNT pudiera haberse producido en la mina de Asturias, donde la Goma 2 EC y la Goma 2 ECO se apilaban de forma descontrolada. Pero, si esto fuera cierto, las exhaustivas pruebas que realizó la Policía Científica en 2004 con las muestras de explosivo intacto, capaces de detectar niveles ínfimos de cualquier componente, deberían haber detectado la presencia de DNT, pero no encontraron ni rastro de esta sustancia. En definitiva, si tenemos en cuenta todos los datos que están hoy sobre la mesa, la «deducción» de la Goma 2 ECO resulta muy poco creíble desde el punto de vista científico.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los agujeros negros del 11-M.- Links

EL CHULO TXAPOTE

Los agujeros negros XIII - La dinamita fantasma