Banner QSVTV

 

 

   La paz sin honor no es paz, es rendición.

 
Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters

        

  Image hosting by Photobucket

    Escribeme

   
 

   Prensa Digital 
Apycom Java Applets
Links solidarios
Apycom Java Applets

Links 

Apycom Java Applets
Otras  bitácoras
Archivos




22.5.07

 

Azar y azúcar

 

22-05-07



PREGUERIAS

Azar y azúcar


VICTORIA PREGO

Pues, efectivamente, no lo han investigado. Se han limitado a analizar esa posibilidad y han llegado a la conclusión, muy rotunda, eso sí, de que no existe la más remota relación entre los islamistas autores del atentado y los terroristas de ETA. Esa fue una frase que ayer repitieron media docena de veces y en sus mismos y exactos términos, los peritos policiales que acudieron a declarar. Y puede que tengan razón, pero es que no lo han comprobado. Sólo lo han concluido. Y eso es, precisamente, lo llamativo.


Ninguno de los datos que se han venido exponiendo en la sala a lo largo del juicio recibió ayer una respuesta del tipo: «En efecto, seguimos esa línea de investigación pero comprobamos que esa supuesta conexión era falsa y se debía a otra causa, a saber...».

(.../...)

No señor, allí no se expuso trabajo de seguimiento alguno, allí lo que hubo fue la repetición de un extenso informe analítico en el que, datos tales como que al islamista Bensmail se le cogió en la cárcel un papel manuscrito con los nombres de etarras tan destacados como Henri Parot o Harriet Iragi, se despacha diciendo que «podría venir motivado por las intenciones [...] de mantener con ambos contacto epistolar». Eso es lo que dice el informe policial, y con eso se quita de encima un elemento que puede que no llevara a ninguna parte pero que queda claro que no ha sido comprobado. Que el mismo Bensmail tuviera apuntada a mano la fórmula de la cloratita que ETA tiene publicada en sus manuales fue despreciado de un manotazo con el argumento de que «le faltó el azúcar» o con la excusa de que, desde el departamento de Tedax, se informó únicamente que se trataba de «componentes de un explosivo». Y así sucesivamente. Hasta el punto de que, después de haber oído hasta la saciedad en estos tres años que, el hecho de que el explosivo que estalló en los trenes no fuera Titadyn descartaba automáticamente la autoría de ETA, ayer nos enteramos, para pasmo de algunos, de que, si hubiera sido Titadyn, ETA tampoco habría tenido nada que ver. Y eso que los peritos reconocieron que no sabían de otra banda que usara esa dinamita para matar.

Lo que se comprobó ayer es que cualquier posible línea de investigación policial en torno a la banda terrorista ha sido cegada. No se ha seguido ninguna. Y es muy relevante que nadie en la Policía se haya adentrado en esa jungla, quizá estéril, pero no más que otras investigaciones con resultados nulos que se hayan podido realizar.

Como todo lo que se aproxima, siquiera sea de lejos, a la banda terrorista tiene una derivada política innegable, en la medida en que la no autoría de ETA fue el argumento usado por el PSOE contra el Gobierno de Aznar para acusarle de mentiroso y, a resultas de aquello, derrotarle en las urnas, ahora se hace evidente que se han vuelto las tornas y que estamos ante el mismo fenómeno pero en sentido contrario. Es decir, que ETA no debe estar presente, bajo ningún concepto, en este juicio. Ni siquiera como objeto de investigación, que es lo que hubiera merecido cualquier indicio relacionado con el 11-M.

Ese rechazo instintivo a la mera audición de las siglas de la banda se percibe sistemáticamente en la sala. No hay día en que cualquier pregunta que incluya las letras malditas -e, t, a- no se vea forzada a flotar sobre un mar de rumores, comentarios, resoplidos y risas tenues. Y, si tanta alergia produce a muchos de los presentes, qué no provocará en determinados círculos del poder político que ahora gobierna. Una reacción insana y débil, además de muy preocupante si de lo que se trata es de tener garantizada la absoluta limpieza de la acción policial.

victoria.prego@el-mundo.es

Etiquetas: ,


This page is powered by Blogger. Isn't yours?