Una gravísima omisión en el juicio del 11-M

10-05-07



Impresiones

Una gravísima omisión en el juicio del 11-M


El inicio de las pruebas periciales y la decisión del Tribunal de no aceptar el careo entre Agustín Díaz de Mera y su fuente han oscurecido una circunstancia gravemente negativa para el esclarecimiento de la masacre. Nos referimos al hecho de que el inspector Miguel Angel Alvarez, responsable de la custodia de la llamada mochila de Vallecas, ya no declarará en el juicio del 11-M. El martes se esfumó la última posibilidad de que lo hiciera después de que ninguno de los abogados solicitara su testimonio. Lo había pedido en un principio la asociación de víctimas de Pilar Manjón, pero renunció a él y ningún otro letrado ha considerado relevante su testimonio.(.../...)
Esta conducta inexplicable vuelve a dejar en evidencia la escasa preparación de muchos de los abogados, que está lastrando el empeño por conocer la verdad. Es inexplicable que no declare ante el juez quien fue designado responsable de la custodia de los objetos de la estación de El Pozo, los cuales -según los testimonios en el juicio de distintos tedax- se revisaron hasta cuatro veces en busca de explosivos sin que apareciera la bolsa que luego se encontró en Vallecas. Alvarez -a quien la Fiscalía significativamente tampoco ha llamado- podría haber ratificado ante el juez que él tampoco vio en la estación aquella bolsa, cuya validez está cada vez más en entredicho, y que la cadena de custodia quedó interrumpida. Pero el Tribunal no podrá escucharle.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los agujeros negros del 11-M.- Links

EL CHULO TXAPOTE

Los agujeros negros XIII - La dinamita fantasma